BUCKS 108 - CAVALIERS 114

LeBron James frena el ímpetu juvenil de los Bucks

El Rey supera a Moses Malone y se convierte en el octavo máximo anotador de la historia. Impone su ley ante Jabari y Antetokounmpo.

0

En una gran noche de baloncesto NBA, LeBron James tenía que dejar su sello. Enfrente, esos jóvenes Bucks que encarnan como nadie Jabari Parker y Giannis Antetokounmpo. Las dos figuras de Milwaukee pusieron contra las cuerdas a los Cavs. Es más, con una jugada al poste del propio Jabari tras un triple anterior de Tony Snell llegaron a forzar la prórroga (100-100). Pero el Rey sigue siendo el Rey. En el día en que superó a Moses Malone para convertirse en el octavo máximo anotador de la historia de la mejor Liga del planeta (27.442 puntos), sacó a relucir su repertorio para hacer frente a la amenaza que viene del futuro. 34 tantos, 12 rebotes y 7 asistencias y un triple clave —el último de los 5 que convirtió— que decidió el partido y acabaría dando el triunfo a sus Cavs en Milwaukee (108-114). "Ese tiro nos dolió. No le importa la distancia que le separe del aro. Es el mejor jugador del mundo. Tienes que respetarle", comentaría Jabari, quien erró aún con 108-110 dos tiros libres vitales para los intereses de los ciervos. Cleveland no desperdiciaría el regalo. Sentenció desde la personal.  

Al mismo tiempo que en Houston y Memphis, asistimos a un desenlace igualado en el Bradley Center. El propio LeBron avisó en la víspera que deberían controlar las rápidas transiciones de su rival. Surtió efecto. En los primeros minutos del segundo cuarto, los Cavs llegaron a manejar ventajas de 15 puntos. Pero entre Henson y Jabari (30+9+3), fenomenal en la primera mitad, redujeron la brecha hasta el 53-57 del descanso. Tras la reanudación, ya sin un J.R. Smith que se dañó el pulgar, despertó Antetokounmpo (25+13+2) y Milwaukee siguió ampliando el parcial hasta situase cuatro arriba (71-37) tras un triple de Dellavedova. Los Bucks estaban haciendo daño al campeón y hasta el rookie Malcolm Brogdon osaba subirse a las barbas de LeBron dedicándole un póster realmente espectacular.

Nuevo giro y los visitantes (sin Love por una contusión en la rodilla izquierda) tomaron el mando a base de triples: 17/40. Apagaron la reacción local y dejaron el partido casi sentenciado tras otro lanzamiento lejano de Irving (28+5+5) que puso el 93-100 con el que se entró en el último minuto y medio. Pero la fe de Antetokounmpo contagió al resto de sus compañeros, quienes dieron un paso al frente en defensa hasta forzar el tiempo extra. Milwaukee llegó a soñar con el triunfo, pero LeBron impuso su ley. Valiosa lección a los jóvenes en un asalto que se repetirá esta misma madrugada, aunque con cambio de escenario: The Q.   

O'Neal, el siguiente en la lista

En su particular lucha por ser recordado como el mejor de la historia, LeBron James se coloca ya en el Top-8 de anotadores históricos tras arrancar la presente temporada en el undécimo puesto. Tras dejar atrás a Olajuwon, Hayes y Moses Malone, el de Akron mira ya los 28.596 tantos que Shaquille O'Neal amasó en Regular Season. Le separan 1.154 puntos de 'Diesel'. Complicado que le supere en esta 2016-17, pero no lo descarten aún. Sobre todo si continúa firmando noches como la de esta última madrugada ante los Bucks. Son ya 6 sus actuaciones con al menos un 30+10 y cinco triples. En tres ocasiones logró dichos números ante la misma víctima: los Bucks. Que se anden con ojo Kidd y los suyos. Avisados quedan.