SEGUNDA DIVISIÓN

La emotiva razón de Mancilla para volver al fútbol en Malleco

"A mi madre le hubiera gustado verme terminar donde partí", dice el ariete a AS Chile. Jugará hasta diciembre y luego espera "aportar en la parte dirigencial".

0

Hace algunos días, Héctor Mancilla sorprendió con el inesperado anuncio de su regreso al fútbol en Malleco Unido, cuadro de Segunda División que lucha por no perder la categoría en la liguilla de descenso. Su llegada no es un hecho casual, en todo caso, puesto que el goleador, quien brilló en México y también pasó por Huachipato y Colo Colo, surgió en el cuadro de La Araucanía.

"Estoy motivado y contento, es un desafío lindo después de haber estado un tiempo de para. Acepté la invitación por todo el cariño que le tengo a Malleco y también a la ciudad de Angol", manifiesta Mancilla, de 37 años, a AS Chile.

-¿Cuáles son sus planes?
-Vine a Chile en enero pasado por la enfermedad de mi mamá. Lamentablemente, ella partió en abril y hubo un cambio radical en mi vida. Seguí en el país con algunos proyectos, afectado por la situación, porque está reciente todavía lo de mi mamá. Por ahora, quiero terminar en Malleco como un homenaje a mi madre, pues a ella le hubiera gustado verme terminar donde partí. Los proyectos acá en Chile van caminando de buena manera. Nunca se sabe si pueda volver o no a México, pero hoy mi presente es estar radicado en Concepción y participando con Malleco en Angol.

-Usted ya se había retirado en México el año pasado. ¿Quedó con ganas de jugar algún tiempo más?
-Todo va de la mano, el cariño que le tengo a la gente, el cariño que les tengo a Malleco y a Angol. También el bichito de todavía jugar y terminar en Malleco Unido, que fue el club donde me inicié. Este club fue el trampolín para saltar a Huachipato, al fútbol profesional.

-¿Cómo ha sido el regreso a los entrenamientos?
-Todavía estoy en proceso de vuelta a las prácticas. El martes pasado recién había entrenado y anduve con algunas molestias. No es lo mismo entrenar para mantenerse que para competir. También no es lo mismo jugar en el campo amateur que en el profesionalismo. La liguilla son dos ruedas y me he sentido mejor en estos días. Espero redebutar en Malleco en el próximo partido contra Recoleta.

-Malleco está complicado en la liguilla. En este momento su equipo está último.
-Sí y lo tomo como un desafío. Está complicado, pero la liguilla es a dos ruedas. He visto al equipo entrenando y trabajando bien. Los rivales no han sido superiores a nosotros. Lógicamente que uno se motiva con poder aportar o apoyar a los muchachos jóvenes del plantel. Todos tenemos el sueño y la ilusión de dejar a Malleco en la división. Ojalá que ellos se puedan reflejar en mí y puedan llegar a lograr lo que uno pudo conseguir en el fútbol.

-¿Qué tal ha sido el recibimiento de la gente en Angol?
-La gente está contenta y tengo palabras de agradecimiento para todos ellos. Para Malleco y la ciudad es algo bonito lo que está pasando. Uno sabe también que el 99 por ciento puede estar de acuerdo con mi llegada, pero va a haber otra gente que no comparte esto. Así es la vida y uno ya sabe vivir con todo esto. Espero aportar lo mío para que Malleco pueda mantener la categoría.

-¿Definitivo: lo de Malleco es solo hasta diciembre?
-Claro, no hay un más allá de eso. La idea es el próximo año aportar desde el otro lado, en la parte dirigencial. Quiero hacer un proyecto lindo, ese es el sueño que tengo con Malleco. El club tiene las armas para desarrollarse, hay buena infraestructura, la plaza es una de las mejores. Está todo para hacer un lindo proyecto y después poder pelear el ascenso, que es lo que le gustaría a toda la gente en Angol.