Temas del día Más temas
Selecciones

MUNDIAL FEMENINO

El exitoso proyecto de Colo Colo que fue la base de la Roja

Hace una década se formó en el Monumental un equipo imbatible que ganó diez títulos y una Copa Libertadores. Hoy nueve integrantes y el técnico están en Francia.

Hay una constante que se repite a lo largo de la historia del fútbol chileno. Cada vez que hubo un equipo exitoso se intenta trasladar eso a la selección. Un ejercicio cíclico que ahora se da también en la Roja femenina.

El equipo histórico que hoy compite en la Copa del Mundo tiene su base principal en un proceso que se inició hace una década en el Monumental, cuando Colo Colo reabrió su rama femenina y armó un ambicioso proyecto. El resultado: diez títulos nacionales y una Copa Libertadores.

A cargo de él estuvo desde el comienzo José Letelier. El técnico de la Roja se desempeñaba como preparador de arqueros inferiores, cuando le ofrecieron el puesto. Dudó, acarreaba los mismos prejuicios de todos los que se formaron en el fútbol masculino, pero luego terminó aceptando.

"Siempre lo he dicho. Yo era de esos que pensaba que el fútbol era para hombres, y se preguntaba por qué juegan las mujeres. Lo digo siempre, porque sirve para que otras personas se den cuenta que están equivocadas", analiza en perspectiva.

La decisión fue acertada. En Francia, el entrenador dirige ahora a varias de esas jugadores que le hicieron cambiar el pensamiento. Un grupo amplio, y uno de los más fuertes que se ve dentro de la concentración de la Roja en la Copa del Mundo.

"El profe nos conoce desde hace mucho tiempo. Trabaja muy bien, nos transmite tranquilidad, y los resultados de estos años lo demuestran", dice Carla Guerrero, una de las que fue parte inicial de ese Colo Colo que conquistó el título del 2010, y terminó ganando diez títulos nacionales consecutivos.

En ese equipo del 2010 también estaban figuras claves como Yanara Aedo y Karen Araya, y otras que fueron parte del actual proceso pero no se subieron al avión como Geraldine Leyton, Maria Francisca Mardones y Nathalie Quezada.

El 2011 fue el año de la consolidación, donde destacó principalmente el arribo de Christiane Endler desde Everton. Hoy la arquera lo recuerda así. "Formamos un gran grupo, y eso ha sido muy importante para los logros que hemos tenido como selección. A muchas el profe nos conoce desde esa época y ahora estamos acá".

El 2012, luego de dos años de dominio, la apuesta fue la Copa Libertadores, y el equipo albo contaba con todas las grandes figuras de la liga nacional en sus filas y casi la mitad de la actual Roja femenina. Junto a Endler, Guerrero. Aedo y Araya, eran parte de ese equipo también Claudia Soto, Francisca Lara, Camila Sáez, Rocío Soto y Yesenia Huentenao.

Luego de clasificar como mejor segundo por sobre Boca Juniors, las albas dieron la gran sorpresa derrotando a Vitoria de Brasil en semifinales. Luego, se transformaron en el primer equipo chileno en ganar el certamen tras derrotar a Foz Cataratas en la final por penales. Y sin saberlo aún, en la primera piedra de un grupo que siete año después sigue haciendo historia.