Colo Colo - U. Católica

La reinvención de Huerta en la UC tras su mal paso por Colo Colo

El defensor es una de las figuras del equipo de Ariel Holan. Luego de pasar por los tres grandes, el zurdo se asentó en San Carlos donde alcanzó la madurez que le permite brillar en la UC.

Valber Huerta vive uno de los mejores momentos de su carrera. El defensor que fue mundialista sub 20 con la Roja en Turquía 2013, encontró en Universidad Católica la madurez y consolidación en un equipo grande del fútbol nacional. Antes lo había intentado en la U y en Colo Colo, pero con poca fortuna, pero hoy es una pieza clave en el esquema del bicampeón del fútbol chileno.

Eso sí, Huerta debió atravesar varios momentos difíciles para lograr posicionarse como uno de los mejores zagueros del país. Con pocas oportunidades en la U, el melipillano decidió dejar el club donde se formó para buscar otras alternativas. En 2014 partió al Granada B, donde logró jugar un poco más, pero no era suficiente. Ahí apareció Huachipato, quien se convirtió en el club que relanzó su carrera.

Tal fue el éxito del jugador de 26 años en Talcahuano que Colo Colo se interesó en él y en 2016 lo contrató. El fichaje causó bastante revuelo debido a su identificación con el elenco azul. Eso no le importó al zurdo que decidió jugar en Macul. Sin embargo, su etapa en el Monumental fue negativa.

Jugó un puñado de partidos en los que no logró destacarse y regresó a la Octava Región para defender a Huachipato. Allí volvió a renacer. Entre 2016 y 2018 fue vital en la zaga acerera, lo que le permitió tener una nueva chance en un club grande. Esta vez, en Universidad Católica.

Y la tercera fue la vencida. Huerta llegó a principios de 2019 de la mano de Gustavo Quinteros y desde el primer momento mostró su solidez y madurez en la defensa cruzada. Junto a Benjamín Kuscevic crearon una dupla prácticamente imposible de superar a nivel nacional y fueron vitales para lograr el bicampeonato. Incluso, cuando se le necesitó como lateral izquierdo, el ex albo respondió.

De esa manera, el defensor logró la Supercopa chilena ante Palestino y el título del Torneo Nacional, siendo las primeras competiciones en las que jugó un rol principal. Ahora regresará al Monumental con el fin de buscar refrendar su evolución y demostrar que su nueva versión no es cosa de algunos partidos.