Entrevista AS

"Lloraba por las noches": el arquero que pasó de Quinta División a Primera en un año

Gustavo Fuentealba, portero de La Serena, debutó con 25 años en Primera. Con esto, es uno de los pocos que ha jugado en todas las categorías.

"Lloraba por las noches": el arquero que pasó de Quinta División a Primera en un año

"Viví muchos momentos difíciles, sobre todo en Tercera B (quinta categoría). A mí en el club Colegio Quillón me trataron súper bien, y estoy agradecido, pero cuando piensas ‘tengo 25 años y estoy acá’, crees que el fútbol se te comienza a ir de las manos". Así recuerda Gustavo Fuentealba, actual arquero de Deportes La Serena, la realidad que vivía hace un tiempo, cuando deambulaba por todas las divisiones del balompié chileno.

En sus años de carrera, el portero pasó por Colegio Quillón (Tercera B - 2019), Fernández Vial (Tercera A- 2016), Lota Schwager (Segunda Profesional - 2015 y Primera B - 2014).

Su gran oportunidad llegó en agosto de 2019. Firmó por el club 'papayero' y, unos meses después, logró el ascenso tras vencer a Temuco en la final de la Liguilla de Primera B. El pasado viernes, y debido a la lesión de Zacarías López, el guardameta logró debutar en la categoría de honor. "Yo me lo propuse y me costó más tiempo, pero lo logré igual. Siempre fui perseverante", afirmó en entrevista con AS.

- ¿Dónde comenzó su afición por el fútbol?
- Comencé en un equipo de barrio en Quillón. Mi papá ahí era entrenador y fue él quien me hizo jugar al arco, porque decía que arriba no corría nada, jajajá. Luego, gente de Huachipato me vio jugar y ahí estuve seis años. También pasé por el fútbol joven de Deportes Concepción, Lota Schwager y otros.

- ¿Cómo se sintió en su debut en Primera División?
- En la previa estaba muy ansioso, tenía ganas de poder empezar el partido luego y demostrar todo el trabajo que he venido haciendo hace tiempo.

- ¿Qué pensó tras haber debutado en Primera luego de haber pasado por tantas divisiones?
- Cualquier jugador que trabaja y se esfuerza, sueña con llegar a Primera División. Hay cosas de por medio que te pueden impedir llegar a la máxima categoría, pero esta vez no fue así. Mi familia también fue fundamental. Mi papá, que me inculcó el fútbol, me acompañó a los entrenamientos, y siempre tuvieron fe en que llegaría al fútbol profesional.

- ¿Cuál ha sido el momento más difícil que le ha tocado vivir?
- Como te decía, fueron muchos momentos difíciles. En las noches lloraba, me culpaba por muchas cosas que podría haber hecho antes, quizá tomar otras decisiones. Uno piensa que se te acaba la carrera a los 25 años. Hasta que un día me llama mi representante, Gerardo Godoy, y me dice que me prepare, que quizá llegue algo importante de La Serena, porque les faltaba un arquero. Yo lo veía imposible porque había muchos candidatos, pero ahí Néstor Zanata, profesor de Parral, fue fundamental para que yo llegara. Todo da vuelta en un abrir y cerrar de ojos. Imagínate, ahora estoy viviendo el sueño.

- Luego de este sueño cumplido, ¿qué otro le gustaría conseguir en el fútbol?
- Creo que el límite se lo pone solamente uno. Mi objetivo es llegar lo más lejos posible en el fútbol. Primero consolidarme acá, darle una alegría al club, ir paso a paso, madurar. Y, como te digo, no hay que pensar en límites. Espero ir al extranjero y llegar a la selección chilena, ¿por qué no?

- ¿Hay algún arquero al que admire?
- Me fijo en todos los arqueros del medio nacional, intento observar, sacar lo mejor de cada uno. Creo que el nivel ha mejorado bastante y es muy admirable, sobre todo después de lo que significó Claudio Bravo y su éxito en el fútbol internacional. En el extranjero, me gusta Manuel Neuer, para mí es el arquero más completo que hay, pese a que algunos dicen que ya viene en picada y que está viejo, yo pienso que es el mejor y será así hasta que se retire.

- ¿Cómo ve el presente con La Serena, considerando que aún no han podido sumar puntos en el actual Torneo Nacional?
- Yo sé que los demás piensan que el presente está complicado, porque no hemos podido sumar, pero creo que el trabajo del profe (Francisco) Bozán ha sido muy bueno. Él tiene una idea de juego muy clara, su cuerpo técnico es muy profesional, creo que solo nos falta una pizca más de suerte, que nos ha penado en el finiquito. Queremos salir de esta situación y estoy seguro que lo vamos a hacer, porque hemos trabajado mucho. Merecemos algo más y lo conseguiremos.