JUDO

El gran desafío que marcará el regreso de los judocas chilenos que sueñan con Tokio

Thomas Briceño y Mary Dee Vargas disputarán el Grand Slam de Budapest, en Hungría. Dicho evento entregará valiosos puntos para la carrera a los Juegos Olímpicos.

El gran desafío que marcará el regreso de los judocas chilenos que sueñan con Tokio

Esta semana los judokas chilenos Thomas Briceño y Mary Dee Vargas regresarán a la competencia oficial, con el objetivo de sumar valiosos puntos que los lleven a clasificar a los Juegos Olímpicos del próximo año en Tokio.

Bajo estrictas medidas sanitarias por el coronavirus, la Federación Internacional de Judo dio el visto bueno y las dos cartas nacionales disputarán el Grand Slam de Budapest, en Hungría.

La primera en competir será Vargas, quien el viernes luchará en la categoría -48 kilos. En este certamen estarán cuatro de las 10 mejores exponentes del mundo en este peso, destacando la número dos del mundoDistria Krasniqi de Kosovo. La última competición por los puntos de la chilena fue en febrero, en el Grand Slam de Paris.

Briceño, en tanto, se presentará el domingo 25 de octubre en la categoría de -100 kilos. En dicha competencia participarán seis de los 10 primeros del ranking mundial, entre los que destaca el israelí Peter Paltchik.

El campeón en los Juegos Panamericanos de Lima 2019 no compite desde enero, cuando se lesionó en el Grand Prix de Israel.

La competencia que se desarrollará en Hungría es clave en las pretensiones de los dos chilenos de ir a los Juegos Olímpicos. Vargas está 35 en el ranking olímpico y si se cerrara hoy, lograría una histórica clasificación por la cuota continental. Briceño por su parte debe seguir luchando, ya que está 45 y por ahora fuera de clasificación.

La preparación de Vargas y Briceño para el evento de Budapest

Los dos nacionales viajaron a inicios de septiembre a Europa y estuvieron casi un mes preparándose en Bordeaux, Francia. Luego se fueron a Turquía para estar dos semanas y media antes de arribar a Hungría.

A fines del mes pasado, y como parte de su puesta a punto, tanto Vargas como Briceño disputaron un torneo zonal en Rochefort, Francia, consiguiendo ambos la medalla de oro.

Tras el torneo en Hungría, retornarán a Chile y a mitad de noviembre viajarán a Guadalajara, México, para el campeonato panamericano de judo.