U. DE CHILE - U. CATÓLICA

El problema que une a Valencia y Poyet antes del clásico

Ambos técnicos lidian contra una falla de funcionamiento que les pesa en sus campañas y evidentemente puede incidir en el partido.

0
El problema que une a Valencia y Poyet antes del clásico
Aton/Chile

Un nuevo clásico universitario captará la atención este domingo en el fútbol chileno. Ambos rivales no acuden al encuentro con un buen pasar futbolístico: Universidad de Chile ganaba hasta los últimos minutos ante Ñublense, pero recibió el empate 1-1 en el epílogo, en tanto que en Antofagasta Universidad Católica sufrió una inesperada derrota por 3-2 frente a la escuadra local.

Al margen de los traspiés inmediatamente precedentes, lo concreto es que tanto azules como cruzados han sido incapaces de materializar un nivel futbolístico favorable y permanente durante el 2021. Con este escenario, la mirada crítica se centra en Esteban Valencia y Gustavo Poyet, entrenadores de ambos elencos, a quienes además los vincula una falencia sin solucionar en su labor: la falla evidente en una de los fases del juego.

Debilidad cruzada

El tricampeón del fútbol nacional es uno de los equipos más goleadores del torneo. Exhibe 18 tantos a favor y comparte sitial con Unión Española y Ñublense, cuadros que poseen el mismo registro de anotaciones. De todas formas, la cifra sorprende, puesto que durante la construcción ofensiva de la UC predomina la imagen de Fernando Zampedri aislado del resto, a raíz de la falta de variantes o vías distintas de llegar al arco rival.

Está claro que los anotadores se han diversificado y la esperanza en San Carlos de Apoquindo parece ser que el argentino actualice su capacidad goleadora. No obstante, lo real es que la UC convierte mucho, pero también ha recibido varias conquistas: 12 en total. Seis equipos superan a los cruzados en la protección de su portería y, con seguridad, las falencias defensivas constituyen uno de los factores que explican la irregularidad actual.

Falta de goles

En la escuadra azul, la coyuntura de falencias en las fases del juego ocurre también, pero en el plano opuesto, vale decir, en el momento de ataque. Los dirigidos por Valencia son el equipo con la mejor defensa del Campeonato Nacional 2021. Solamente han recibido 9 goles en las 13 fechas que se cumplen del certamen y los escoltan Everton y La Serena con 10 conquistas. Pero esto es solo la mitad de la tarea cumplida.

La eficacia en su propia área penal para evitar ver vulnerada la portería no se condice con lo que pasa en el sector ofensivo. La escuadra azul suma 12 goles a favor y 10 equipos la superan en la cantidad de conversiones. La cifra es demasiado elevada para un equipo grande y, que en su condición, debe aspirar al liderato en la tabla de posiciones.

Para peor, 9 de los goles de la U los convirtió Joaquín Larrivey. Esta contingencia expresa la falta de variantes en ataque para convertir a otros actores ofensivos también en protagonistas de las maniobras de llegadas al arco rival. El riesgo que corren los azules es que, una vez controlado el ariete argentino como pudiera ocurrir este domingo en el clásico, pueden quedarse con cero peso ofensivo.