ENTREVISTA AS

"No lo conozco": el impensado rol que tuvo Rodallega en el fichaje de Sagal en Turquía

El delantero colombiano habló con AS y se refirió a su amistad con el ex Rangers y Huachipato. "Al final me puso muchas asistencias".

0

Hugo Rodallega firmó hace más de un mes en el Bahía de Brasil y puso fin a seis años en el fútbol de Turquía. En los últimos dos años, el colombiano defendió al Denizlispor, elenco en el que fue capitán y donde compartió con Angelo Sagal.

- Fue compañero del chileno en la última temporada y terminaron siendo buenos “partners” en la cancha, ¿cierto?
- Sí, con Ángelo hicimos una muy buena relación. Incluso él decidió vivir en frente de mi casa. También compartimos con las familias muy buenos momentos. Él es un gran jugador, la verdad no lo conocía mucho y solo había visto un video de él de cuando fue a México. Yo era el capitán del equipo y querían que mirara si lo conocía.

- ¿Y qué dijo?
- Yo fui sincero y dije que no, pero que según lo que veía en los videos y por su paso por la Selección de Chile, a lo mejor podía darnos una mano. Y en verdad, así fue. Hicimos una gran relación. Llegó y se adaptó muy rápido al fútbol de Turquía. Fue sorprendente su capacidad individual, es un jugador muy potente, con una muy buena técnica y una gran pegada. Hicimos una pareja muy buena, porque intentábamos ayudar siempre al equipo, buscarnos los dos, sacar provecho de cada una de nuestras virtudes y al final me puso muchas asistencias. Yo marqué varios goles gracias a él.

- Acá Sagal comenzó jugando de lateral izquierdo, luego de volante y terminó de delantero. ¿Dónde cree que se le saca mejor rendimiento?
- Para mí, Angelo Sagal tiene que jugar de extremo izquierdo. Si tú lo pones ahí y le das la libertad para que pueda cumplir su función, va a ser un jugador que hará mucho daño. Es ahí donde yo lo vi con mucha más capacidad. Sin embargo, el técnico también lo puso cerca mío, como 10, también jugó un tiempo por la derecha, para que tuviera perfil cambiado. Creo que lo puede hacer bien, pero no es donde él se siente cómodo. Por la izquierda es muy fuerte.

- ¿Alguna anécdota con él fuera de la cancha?
- Ufff (risas). Muchas anécdotas, tuvimos muchos momentos buenos. Cuando me agarran así, se me nubla todo. Es que compartimos muchas cosas, vivíamos el uno cerca del otro y compartimos muchos asados, anécdotas chilenas, anécdotas colombianas. Muchas cosas que ahora no se me vienen a la cabeza. Angelo es una persona como hiperactiva.

- ¿El Chile vs Colombia, que se jugó hace poco, lo vieron juntos?
- Sí (risas). Ah, bueno, esa es una anécdota. Una chistosa, porque eran como las 3 o 4 de la mañana en Turquía, nosotros pusimos despertador para coordinar y ver el partido juntos, conectando el computador a la televisión. Nos mirábamos y decíamos “tanto vamos a querer a nuestros países” (risas). Levantarnos a las 4 de la mañana a ver un partido… pero la pasábamos bien.