ADN RadioConcierto Radio
NewslettersRegístrateAPP
españaESPAÑAchileCHILEcolombiaCOLOMBIAusaUSAméxicoMÉXICOusa latinoUSA LATINOaméricaAMÉRICA

ENTREVISTA AS | PARTE I

El goleador argentino de Segunda que fue pintor y albañil: “Pasé varias noches pensando en las deudas; hoy vivo un sueño”

Marcó tres de los nueve goles que le permitieron a Trasandino ser el único equipo en ganar los primeros cuatro partidos de la categoría. “Esto recién comienza”, dice.

El goleador argentino de Segunda que fue pintor y albañil: “Pasé varias noches pensando en las deudas; hoy vivo un sueño”
@federicocezar

En las primeras cuatro fechas del torneo de Segunda División Profesional, sólo hubo un club que logró ganar todos los partidos. ¿Cuál? Trasandino de Los Andes. Y para que aquello ocurriese, mucho tuvo que ver Federico Cezar (26). El delantero argentino marcó tres de los nueve tantos que posicionan en la parte alta de la tabla al ‘Tra’.

“Vine a Chile con muchas expectativas y por ahora va todo bien. Me han recibido de gran manera en la ciudad y en el club, estoy muy agradecido por la oportunidad que me dieron”, cuenta Cezar a AS Chile.

En su currículum, el nacido en Las Rosas, Santa Fe, cuenta con pasos por las inferiores de Newell’s y luego por escuadras como Sportivo Las Parejas, San Martín de Mendoza y Williams Kemmis, elenco que tiene como presidente a Leonardo Ponzio, ídolo de River Plate.

- Trasandino comenzó con cuatro victorias el torneo de Segunda. ¿Les ha dado un plus tener a César Bravo como DT, que hace poco tiempo estaba dirigiendo en Primera?

- Al ‘profe’ no lo conocía tanto, pero uno se va dando cuenta de la calidad que tiene en el día a día. Es fundamental tener un entrenador con esa capacidad. Después, el plantel está muy bien y eso ayuda mucho más.

- Jugarán contra Deportes Rengo por el torneo y luego ante Unión La Calera en Copa Chile. ¿Genera una motivación extra disputar un partido ante un equipo de Primera?

- Pensamos en Rengo, que será un partido duro. Hemos trabajado con el foco solo en ese rival para seguir con la racha de victorias. En cuanto a la Copa, La Calera viene bien y claro que genera una motivación extra. Vamos a afrontar el desafío como se merece y es ahí donde sale el plus de medirse ante un equipo así.

- ¿Qué es lo que más le ha sorprendido del fútbol chileno?

- Es una categoría muy física, dinámica, donde a veces se hace muy difícil. Los rivales proponen su idea al igual que nosotros, pero tratamos que el grupo esté bien unido para que luego se vea reflejado en los partidos. Ha sido la clave para este inicio de torneo.

- ¿Es similar a las categorías de ascenso de Argentina o se diferencian?

- En Argentina se corre mucho y no sé si se juega tanto al fútbol. Sí en Primera, pero en el Ascenso es más parecido a lo que es acá. La clave es estar preparado física y mentalmente.

- ¿Y el contexto socioeconómico es distinto?

- Es un poco diferente, porque Trasandino es un club muy ordenado, que cumple con todo lo que te prometen, así que uno solo trata de rendir. En Argentina, si no estás en un buen club de Segunda o Tercera, que esté ordenadito económicamente, hace falta un trabajo extra para sobrevivir más que nada, porque hoy la situación está muy difícil en Argentina.

Federico Cezar (arriba, segundo de izquierda a derecha), junto a sus compañeros de Trasandino.
Ampliar
Federico Cezar (arriba, segundo de izquierda a derecha), junto a sus compañeros de Trasandino.@federicocezar

“Me ha tocado pasar varias noches pensando en las deudas...”

- ¿En su caso tuvo que trabajar paralelamente al fútbol?

- Sí, sí. He trabajado de albañil, de pintor, en rubros de ese estilo.

- ¿Y cómo compaginaba ambas actividades?

- Es un poco agotador saber que tienes que hacer cosas en vez de descansar como lo está haciendo otro jugador. Pero es lo que toca hacer en el momento para sobrevivir. Me ha tocado pasar varias noches pensando en las deudas, porque vengo de una familia muy humilde. Hoy estoy viviendo un sueño. Viví con mis abuelos de chiquito y ellos me enseñaron a nunca bajar los brazos y luchar por los sueños. Hoy me encuentro cumpliendo uno de ellos, que es jugar al fútbol, pero siempre tranquilo y con los pies en la tierra. Esto recién comienza y con mucha dedicación y sacrificio, las cosas van a llegar solas.

- ¿Pensó en algún momento dejar el fútbol cuando veía que no se daba la gran oportunidad que usted esperaba?

- Siempre supe que después de tanto sacrificio, una chance iba a tener. Sí me ha tocado pasar situaciones de no querer ir a entrenar más por diversas cosas que me han tocado vivir a lo largo de mi carrera, pero el apoyo de mi familia y cercanos fue clave, porque me impulsaron a seguir. Eso hoy en día uno lo aprecia mucho.

- ¿Toma como un premio tener la chance de jugar en el extranjero por primera vez en su carrera?

- Sin duda. Es la recompensa a tanto sacrificio. Por eso es que lo disfruto al máximo. Cuando me toque jugar daré todo y si no tengo la oportunidad, apoyaré desde donde me toque. Vine a dejar todo para el día de mañana no pasar las cosas que pasé cuando chico. Mi familia está muy feliz por lo que estoy pasando. Se extraña mucho a la familia, pero estoy acá para seguir creciendo.

- ¿Cuáles son sus metas para el futuro? ¿Le gustaría escalar en el fútbol chileno?

- Me gustaría poder lograr a lo que vine, que es el ascenso. Sé que es difícil, pero no imposible. Con mis compañeros damos lo mejor para poder estar un poco más cerca del objetivo. Voy disfrutando cada día y trato de pensar en la actualidad. Después, me encantaría seguir mi carrera futbolística en Chile. Por ahí, mi sueño es debutar en la Primera de mi país, pero si no se puede, jugar en la Primera de aquí también sería algo soñado.

- Lleva pocos meses en Chile. ¿Ya adquirió algún chilenismo o modismo de acá?

- (Ríe) A veces los escucho a mis compañeros y les digo que no entiendo (ríe). La primera semana fue terrible (ríe). Ya se me está pegando el ‘cachai’, ‘to’ el día’, ‘erís pesao’ o algo así (ríe). De comida chilena aún no he probado nada, pero ya habrá tiempo.

Ampliar
@federicocezar