BARCELONA

El Barcelona irá a por André Gomes además de Vietto

Tasado en 65 millones, el luso convence a Luis Enrique. Robert cree que el medio es de los pocos con nivel para el Barça.

El Barça se está moviendo mucho en este mercado. Cerrados y presentados Denis, Digne y Umtiti, Robert Fernández, director deportivo del club, tiene en la mente tratar de concretar la llegada de Luciano Vietto y abordar el fichaje de un medio que gusta mucho al entrenador y al propio ejecutivo: Andrés Gomes.

Robert habló ayer de Vietto: “Es muy buen jugador y tiene unas condiciones tremendas”, dijo. Pero advirtió: “Está en un gran club”. En el Barça manejan que a Simeone, técnico colchonero, no le encaja en sus planes, a la vez que comprenden que Vietto tenga ya un acuerdo con el Barça. Tiempo.

Si se cierra y se puede, irán a por André Gomes. Tal y como advirtió AS hace semanas, la cláusula son 100 millones de euros, pero por 65 el Valencia negociaría. Luis Enrique dio su aprobación y Robert asegura en la intimidad que el portugués es de los pocos futbolistas de la plantilla del Valencia a los que ve perfil Barça. ¿De dónde sacará dinero el Barça? El jueves, Jordi Mestre, vicepresidente deportivo; reconocía que parte de la partida económica (60 más los ocho del traspaso de Bartra) se ha ido en los tres fichajes hechos (34), pero de ser necesario habría capacidad para adelantar millones de futuros presupuestos.

En enero estudiarán qué pasa con Marquinhos

Parece que la opción Marquinhos se ha quedado estancada, aunque no está del todo descartada. Problemas entre agentes frenaron momentáneamente la operación que debía traer al futbolista a Barcelona. En el club, eso sí, siguen gustando y mucho las capacidades del polivalente defensa que jugará los Juegos de Río con Brasil. En el Camp Nou controlan que hasta 2018 tiene relación con el PSG y eso, según cómo se mire, le puede venir bien al Barça. Ya que la idea no es otra que esperar hasta el mes de enero. Entonces, si el futbolista sigue sin renovar con el equipo parisino, podría entrar en fase de poder presionar al conjunto capitalino para forzar una salida que fuese beneficiosa para las dos partes. Públicamente, este tipo de operaciones dicen que no gustan en el Camp Nou, aunque lo que prima son los intereses de cada uno y Marquinhos es un viejo anhelo de los responsables técnicos del Barça. El brasileño es un futbolista que se puede adaptar muy bien a la posición de central y al lateral. Desde que fichó procedente del Roma vio cómo Thiago Silva y David Luiz le pasaron por delante, sin poder jugar todo lo que él hubiese querido. Ahora con la llegada de Unai Emery al PSG la cosa puede cambiar para Marquinhos, aunque sabe que su futuro puede estar lejos del Parc des Princes. ¿Al Camp Nou? De momento, parece que no será de inmediato.