TENIS

Nadal remonta ante Bellucci y ya está a un paso de la medalla

El español se metió en semifinales de individual tras remontar ante Thomaz Bellucci un set. 2-6, 6-4 y 6-2 en un Centro Olímpico de Tenis que parecía Maracaná.

Nadal remonta ante Bellucci y ya está a un paso de la medalla
MORENATTI DIARIO AS

“Nunca me des por muerto. Porque resucitaré y te recordaré que tú eres un simple humano. Grábatelo a fuego para que no se te olvide nunca. Yo soy Rafa Nadal”.

Eso podría haber dejado escrito el español antes de enfrentarse a Thomaz Bellucci, antes de ganarse una plaza para las semifinales del cuadro individual remontando un set: 2-6, 6-4 y 6-2 en 2h:01. Antes de vencer al cansancio y antes de disputar un dobles que puede valer un oro junto a Marc López.

En un ambiente caliente, con un brasileño delante, el Centro Olímpico de Tenis se convirtió en un pequeño Maracaná donde la ‘torcida’ celebró cada acierto de Bellucci y cada fallo del español como si fuera un gol. Pura pasión desatada frente a una tarea hercúlea de disputar tres cuadros en una semana, cuando hace 15 días no sabía si podría viajar a Río por la lesión en la muñeca izquierda que le hizo retirarse de Roland Garros. Ha desfilado, está en semifinales, que jugará contra Juan Martín del Potro y ya tiene una medalla. “Nunca me des por muerto, soy Nadal”.

Rafa afrontaba el tercer partido en un margen de 27 horas, tras el individual y el dobles del jueves, en el que aseguró medalla. Acabó ya algo fundido y con hielo en la muñeca. Por el cansancio y la emoción, y renunció al dobles mixto con Garbiñe Muguruza para tener gas hoy. Pero el primer set fue un visto y no visto, 33 minutos en los que palos profundos de Bellucci (verdugo de España en Davis en el naufragio de Sao Paulo en 2014) y el alarido de la grada noquearon a Rafa, que no logró proveerse de ninguna bola de break.
En el segundo, Nadal recordó que en un ambiente de Copa Davis, un tipo que la ha ganado cuatro no se arruga. Fue él el que consiguió dos roturas, el que templó los gritos. Equilibró su balance de winners y errores no forzados (9/7) y anunció que daría batalla.

“Soy Nadal, y ni la grada ni el rival me harán rendirme”. El tercer set sirvió para recordarlo. Ni con problemas en el pie izquierdo (el fisio salió con 3-1) quiso caer. Break para 3-1, temple y otro final. Y la torcida rendida despidiéndole con un aplauso. Está en semifinales. Sigue vivo. Es Nadal. El gran capitán. “Ya sabes, nunca me des por muerto”.

Thomaz Bellucci

  • Primer servicio ganado

    34/50 68%
  • Puntos de break ganados

    4/7 57%
  • Segundo servicio ganado

    12/21 57%
  • Primer servicio ganado

    21/32 65%
  • Puntos de break ganados

    3/4 75%
  • Segundo servicio ganado

    21/33 63%
  • 2

    1

  • 0

    1

  • 25

    21

  • 20

    18

  • 23

    25