REAL MADRID

Las 5 razones de Isco para no querer marcharse del Madrid

La decisión del club de mantener a James y su apuesta por Asensio, puso a Isco en el mercado. El andaluz fue claro: "No quiero irme". A continuación, sus motivos...

Las 5 razones de Isco para no querer marcharse del Madrid
REALMADIRD.COM DIARIO AS

La decisión del club de que James continuase en el Madrid y el deseo de Zidane de darle protagonismo a Marco Asensio, pusieron a Isco en el mercado. En los últimos días del mercado, el Tottenham apretó para lograr su cesión. Incluso se abrió la puerta del Málaga. Pero finalmente, el de Arroyo de la Miel se quedó en el Madrid. Él nunca quiso marcharse del Bernabéu. A continuación, les exponemos las cinco razones del andaluz para decir 'no' a su salida del club blanco...

1. Protagonismo

Isco confía en su calidad y cree que a lo largo de la temporada va a poder tener minutos. Los últimos años también partía como suplente y tuvo protagonismo en el equipo en ciertas fases de la competición. El malagueño entiende de lo complicado de ser indiscutible con los blancos, pero piensa que tendrá minutos en una temporada con muchas competiciones en juego. La temporada pasada jugó más que James y no teme que la llegada de Asensio vaya a cambiar su situación. Sabe que la competencia en el Madrid es grandísima y está preparado para aguantar su turno en el banquillo.

2. Zidane

El francés fue el primero en asegurar la continuidad de Isco. El 1 de junio, en un acto en Turín (ciudad de la Juve, equipo que más interés tuvo en el malagueño), Zizou cerró la puerta a una salida: “Isco se queda, Isco no se va a mover”. Durante el verano un sector de la directiva ha insistido con la idea de ponerle en el mercado antes que a James, pero Zidane siempre se mantuvo firme en sus preferencias. Darle la titularidad en la Supercopa de Europa en Trondheim por delante de James fue un gesto inequívoco del técnico. Isco sabe que cuenta con ese apoyo de un Zidane que ya llegó a reconocer que es un futbolista que tiene “cosas de él”. La temporada pasada aunque no terminó como titular indiscutible, siempre fue uno de los primeros cambio del técnico.

3. El cariño del vestuario

Isco es un jugador querido y admirado en la caseta. Sus compañeros le llaman ‘Magia’ por esa calidad que atesora. Ramos, el capitán, fue el primero en agradecer públicamente que se quede en el Madrid: “Que siga aquí es una buena noticia para el Madrid”. El malagueño se ha adaptado perfectamente al vestuario, conocía perfectamente a jugadores como Nacho, Morata y Carvajal de las categorías inferiores y ha hecho buenas migas con el resto de españoles.

4. El Bernabéu

Isco cayó de pie en el Bernabéu. Desde su llegada la afición blanca le ha premiado con ovaciones y él les ha llenado el ojo con sus controles inverosímiles y los detalles de su calidad. El campo llegó a pitar a Ancelotti por sustituirle. Es verdad que en la última época la relación se enfrió un poco y llegaron a pitarle tras la derrota del equipo en Wolfsbugo. Pero aquel fue un castigo que recibió la mayor parte de la plantilla y que quedó atrás con la consecución de la Décima.

5. Ofertas

No hubo ninguna oferta formal al Madrid por Isco, pero si varios equipos que se interesaron consultando al entorno del jugador. Intermediarios pusieron el nombre de la Juventus y el Milán encima de la mesa del futbolista y la respuesta a los italianos fue negativa. Lo mismo sucedió con el interés a última hora del Tottenham del Pochettino o con la posibilidad de volver al Málaga de su corazón. Isco quiere seguir en el Madrid e incluso su intención es la de renovar un contrato que finaliza en 2018.