NFL

Josh Gordon ingresa otra vez en un centro de rehabilitación

Justo cuando la afición de los Cleveland Browns se frotaba las manos con el retorno del explosivo receptor, les cae este jarro de agua fría. La decisión es del jugador.

Josh Gordon ingresa otra vez en un centro de rehabilitación

Josh Gordon sería un receptor Top-3 en la NFL. O un Top-10... O un Top-20. La triste realidad es que (muy probablemente) nunca lo sepamos. El explosivo wide receiver de los Cleveland Browns ha vuelto a caer en el mundo de las drogas y, por decisión propia, ha ingresado en un centro de rehabilitación.

"Bajo estrés y presión ultimamente, los mejor es que tome un tiempo para mí mismo. Hay veces que uno tiene que hacer lo que más le conviene. Gracias NFL, gracias Browns"... escribió el jugador en redes sociales, seguido de otro tweet con tono optimista: "Nos vemos pronto".

La afición de los Browns, tras perder a Robert Griffin III por lesión para todo 2016, se consolaba sabiendo que Gordon estaba a punto de volver para reforzar el juego aéreo. Y eso parecía.

Tras la exhibición de Terrelle Pryor frente a los Miami Dolphins el domingo pasado, había un cierto optimismo de poder juntar un dúo de receptores más que temible. La enésima sanción a Gordon se cumplía y estaba libre para volver a enfundarse el casco frente a los Patriots en la semana 5 (domingo 9 de octubre). Y si ya le sumamos a esto la lesión del WR novato Corey Coleman (fuera entre 3 y 5 semanas por fractura de mano), da la sensación que un ser superior tiene una ex en Cleveland y quiere sangre.

El último partido del receptor de 25 años fue en diciembre de 2014, frente a New England y esta noticia nos deja sin saber si le veremos jugar de nuevo en la NFL.