PREMIOS AS DEL DEPORTE 2016

Rafa Nadal-Marc López: un oro entre amigos

El balear y el catalán se impusieron en dobles en los Juegos de Río y este lunes fueron galardonados con el Premio AS del Deporte 2016.

Hace nada, el pasado sábado para ser exactos, Rafa Nadal y Marc López volvían a levantar un trofeo formando pareja de dobles: el Campeonato de España. Y ayer, eran galardonados con los Premios AS de 2016 tras un año coronado por el oro conquistado en los Juegos Olímpicos de Río. Marc llegó al Hotel Palace a eso de las cuatro y media. Rafa debía hacerlo un par de horas después, pero... Lamentablemente, el fuerte temporal que golpeó las Baleares impidió al manacorí volar desde las islas y estar presente en la Gala de AS. López recogió sus aplausos y los de Nadal. Para eso está el doble: si uno no sube a la red, lo hace el otro. Eso sí, al menos hablaron por teleconferencia: ”No voy a decir cosas buenas de Rafa que luego me dice que le hago la pelota. Es broma. Para mí es un ejemplo como deportista y como persona. Y creo que también es un ejemplo para cualquier persona que quiera jugar al tenis ya que siempre da el máximo en todo lo que hace”, decía Marc. Y Rafa, contestó entre risas: “La verdad es que sólo me hace la pelota cuando hay gente delante, luego por detrás no se porta así”.

De Río a Manacor, ese ha sido el viaje de éxito de Nadal y López como pareja en este año que se nos va. El pasado fin de semana, Muñoz y Pérez fueron sus rivales en una agitada final por culpa de la lluvia. Un doble 7-6 puso la rúbrica. Hace cuatro meses, en Río, fue a Mergea y Tecau a quienes les tocó sufrir a Rafa y Marc. El resultado: 2-6, 6-3 y 4-6.

Dicen que son amigos y no hay mejor etiqueta que esa. Se conocieron en el Club de Tenis Barcelona cuando Marc tenía 14 años y Rafa 10. Disfrutan estando juntos, disfrutan jugando al tenis, así que ese dos por uno no podía llevar a otro sitio que al doble. El que ganaron en Río, también en Manacor, el que conquistaron en Indian Wells 2010 y 2012 o en Doha 2009 y 2011. Ya piensan en Brisbane, la cita del 3 de enero. Si los temporales lo permiten.