El ex UC que sufre con la crisis y desafiliación de Lota Schwager

SEGUNDA DIVISIÓN

El ex UC que sufre con la crisis y desafiliación de Lota Schwager

El ex UC que sufre con la crisis y desafiliación de Lota Schwager

Leonel Mena retornó al fútbol en agosto para jugar en el equipo, sin embargo, sólo meses después se encuentra en un complejo escenario. Acá lo relata.

Hace siete años Leonel Mena daba el paso más importante de su carrera y firmaba como refuerzo de Universidad Católica. Hoy su presente es muy diferente. Con 34 años, es parte de Lota Schwager, club que vive una grave crisis económica, y que está a un paso de ser desafiliado de la segunda división profesional.

Un duro golpe que debe afrontar a sólo meses de unirse al equipo, y luego de estar casi un año sin jugar tras su salida de Deportes Concepción. “Llegué en agosto a Lota. Estaba ilusionado. Ganamos partidos importantes, pero desde hace varios meses que las cosas afuera venían mal”, confiesa.

Las cosas a las que se refiere el también ex jugador de Universidad de Concepción, Unión Española y Palestino, eran algunas a las que no estaba acostumbrado. “No nos pagan desde noviembre. No tenemos cotizaciones previsionales. Cuando llegué había otra gente a cargo del equipo, pero se fueron y ahora los dirigentes no aparecen. No los conocemos”, lamenta.

Lo peor es que el futuro aparece aún más cuesta abajo. Incierto. Es sólo cosa de días para que la ANFP oficialice la sentencia que determinará la caída de Lota al fútbol amateur, y Mena asume que encontrar otro club no será fácil para él y el resto del plantel. “Mi situación es difícil, pero hay otros compañeros que están peor. La navidad la pasaron sin sueldo, sin poder hacer un regalo, con problemas para mantener a sus familias”, remarca.

“Nos gustaría que el equipo continuara pero ya está la suerte echada. Mi idea es seguir jugando, pero sé que es complicado. Los equipos están casi todo armados, y si no, contratan uno o dos clubes. Quizás habrá que esperar hasta mayo o hacerse la idea de hacer otra cosa”, adelanta el jugador.

Durante 2015, mientras estaba sin jugar, Mena abrió un restaurant en San Pedro de La Paz y que vendió hace poco. Ocupa ese ejemplo para criticar a la segunda división profesional, que de profesional no tiene nada. “Yo tuve un negocio, y aunque no ganaba mucho, siempre le pagué a mis trabajadores. Se llama dignidad”, dice.

0 Comentarios

Normas Mostrar