Roger Federer le envía un mensaje a los favoritos de Australia

ABIERTO DE AUSTRALIA

Roger Federer le envía un mensaje a los favoritos de Australia

Roger Federer le envía un mensaje a los favoritos de Australia

PAUL CROCK

AFP

Paró seis meses en 2016, donde no logró ningún título, por problemas en una rodilla. Pero mantuvo su magnetismo comercial por encima de LeBron o Cristiano.

Roger Federer suda en las pistas de Melbourne Park, donde el lunes comienza un examen con 35 años. Un test sobre su durabilidad, sobre su capacidad para seguir compitiendo con los mejores, que afronta con optimismo. "Me siento rejuvenecido y lleno de energía", advirtió a la CNN. Pero es una de las incógnitas del torneo. El suizo se niega a ser comparsa y pugnará, como Rafa Nadal, por volver a ser protagonista.

Federer viene de un año prácticamente en blanco con sólo siete torneos y ningún título. Seis meses parado, la ausencia más larga en sus 20 años de carrera. Pero en Australia (donde se lesionó y después pasó por el quirófano para arreglar un menisco) y Wimbledon llegó a semifinales. Luego, la rodilla izquierda siguió sin estar a tope y decidió alejarse de las pistas.

Su ránking ahora (17º) es el más bajo desde 2001. Eso le podría hacer medirse ya con uno de los favoritos en octavos. "No tiene importancia, porque estoy jugando tan bien que da igual a quién me enfrente. Incluso es mejor así, porque llegaría con más energía ante los mejores que después de cinco o seis partidos a cinco sets en apenas dos semanas", dijo optimista a la cadena estadounidense. En la Copa Hopman, ganó a Evans y Gasquet pero perdió con Alexander Zverev (19 años). Pete Sampras, en el US Open 2002, partió como 17º cabeza de serie y acabó ganando el título, su 14º Grand Slam.

"Estoy sorprendido de lo bien que estoy jugando, aunque aún necesito cinco o seis torneos buenos para tomar mi mejor nivel", explica. Lo que no perdió el campeón de 17 'grandes' con la inactividad fue su poder magnético para las marcas. Según un estudio de la London School of Marketing, el ex número uno ganó más de 56 millones de euros en 2016 en publicidad y patrocinios. Más que LeBron (51), Phil Mickelson (47), Tiger Woods (42), Kebin Durant (34), Rory McIlroy (33), Novak Djokovic (32), Cristiano Ronaldo (30) y Rafa Nadal (30).

0 Comentarios

Normas Mostrar