Argentina no puede sin Messi y se hunde en la altura de La Paz

  • 1ª Parte
  • 15'
  • 30'
  • 2ª Parte
  • 60'
  • 75'
  • 90'
Bolivia

30' Juan Carlos Arce

51' Moreno

66' Diego Wayar

72' Sale Juan Carlos Arce entra Leonel Justiniano

84' Sale Diego Wayar entra Jhasmani Campos

92' Sale Moreno entra Bruno Miranda

Argentina

38' Mariano Andújar

35' Sale Ramiro Funes Mori entra

40' Banega

55' Sale Correa entra Aguero

69' Sale Enzo Pérez entra Marcos Acuña

Bolivia - Argentina

Argentina no puede sin Messi y se hunde en la altura de La Paz

Argentina no puede sin Messi y se hunde en la altura de La Paz

AIZAR RALDES

AFP

Bolivia derrotó con comodidad a un equipo que sufrió con la ausencia de su mejor jugador, y complicó su ruta al Mundial. Arce y Martins sellaron el triunfo local.

Argentina vivió uno de esos días que luego uno recuerda como el momento en el que empezó a derrumbarse todo. Partió con el duro castigo a Lionel Messi y terminó peor. En la altura de La Paz cayó por 2-0, y complicó lo único que hasta ahora mantenía la tranquilidad de Edgardo Bauza. La clasificación a Rusia 2018 dejó de ser una certeza. 

Los primeros 20 minutos se jugaron como casi siempre ocurre en La Paz. Con Bolivia dominando, generándose ocasiones de peligro, y Argentina defendiéndose en los últimos metros, temeroso de la altura, y el rival.

La visita recién tomó un poco de aire después de esos minutos y se animó a atacar. Un cabezazo apurado de Pratto, un tiro de Banega, sumado a las apariciones de Guido Pizarro y Ángel di María desnivelaron la cancha, pero Carlos Lampe estuvo seguro para mantener el cero.

Fue en esos momentos, donde Argentina estaba jugando mejor, cuando pegó Bolivia. Un buen cabezazo de Arce por sobre Roncaglia sorprendió mal parado a Romero, y derrumbó la táctica y propuesta de Bauza, que pese a lo mezquino hasta ese minuto funcionaba.

Lejos de tener respuesta tras el descanso, Bolivia se aprovechó de una selección deprimida y fatalista, que sin Messi es aún peor. Un buen contragolpe, sumado a una sucesión de errores en defensa, le permitió a Martins fusilar a Romero y empezar a definir la historia.

Faltaban 40 minutos aún por jugar pero pasó poco. Bauza se encomendó a Agüero, y Marcos Acuña, pero no cambió ni el resultado, ni la propuesta. Bolivia, un equipo limitado, pero peligroso en casa, manejó hasta el final las acciones, y transformó a Argentina en lo que es actualmente. Poco. Casi nada.

0 Comentarios

Normas Mostrar