TWITTER

Esta es la velocidad a la que saltan los radares

Esta es la velocidad a la que saltan los radares. Foto: DGT

La DGT avisa en sus redes sociales de los límites de los radares en las carreteras españolas

La Dirección General de Tráfico (DGT) avisa en sus redes sociales de los límites de velocidad que debes seguir para no ser multado. Pero esos límites no son los mismos para todos los tramos y el radar no salta siempre a la velocidad que está estipulada.

Cuando la velocidad es inferior a 100 km/h

Según informa la propia DGT, cuando se trata de un radar móvil no se activará hasta que el vehículo no exceda el límite de los 100 km/h en 7km/h. Es decir, si el límite está en 50 km/h, el radar saltará cuando se llegue a los 58 km/h y si el límite es de 80 km/h se activará en los 88 km/h.

Esto mismo sucede con aquéllos tramos en los que el límite de velocidad se encuentra en 60, 70 o 90 km/h.

Cuando la velocidad excede los 100 km/h

Si el límite está en 100 km/h o más la fórmula cambia. Según la DGT, en estos casos se añade un 7% a la velocidad que indique la señal. Es decir, cuando existe un límite de 110, la multa se aplica al rebasar los 117,7 km/h, y cuando hay un límite de 120 km/h el radar saltará a partir de los 128, 4 km/h.

El motivo de que la medida no sea igual por encima o por debajo de 100 km/h es que las velocidades más bajas son más difíciles de captar por los radares móviles. En el caso de las velocidades más altas, se ha establecido el 7% porque los errores máximos permitidos en los radares están entre el 3 y el 7%.

Radares fijos

En el caso de los radares fijos, de tipo láser y de ondas el límite está en 5 km/h en velocidades por debajo de los 100 km y en un 5% en velocidades superiores a 100 km/h.

La Dirección General de Tráfico aplica un margen de error del 10% en el caso de los radares de helicóptero Pegasus. Esos límites fueron establecidos por la DGT estableció en el año 2015 dentro de la llamada 'Operativa 7' con la que se unificaron criterios geográficos. Hasta entonces cada provincia establecía sus propios criterios en tolerancia de radares fijos y móviles.