AMENAZA CUMPLIDA

Unos hackers filtran la 5ª temporada de Orange is the New Black

Imagen de Orange is the New Black. Foto Twitter

Foto Twitter

Netflix no cedió al chantaje de The Dark Lord y el grupo ha filtrado diez capítulos de su 5ª entrega y ha amenazado a otras cadenas.

Netflix pensaba estrenar la quinta temporada de Orange is the New Black el próximo 9 de junio pero un grupo de hackers, conocido como The Dark Lord, se ha anticipado a sus planes.

El pasado viernes, 28 de abril, el grupo anunció que tenía los diez primeros capítulos, de un total de 13, de la próxima entrega de la serie y que los filtrarían si la plataforma no les pagaba una cantidad de dinero que no se ha revelado.

Su siguiente movimiento fue presionar más a Netflix publicando en un servidor de descargas ilegales, The Pirate Bay, el primero de los capítulos. Pero Netflix no cedió al chantaje y el sábado 29 de abril a las 06.00 ET los hackers cumplieron la amenaza filtrando los otros nueve episodios. Su autenticidad no puede ser legalmente confirmada pero The Dark Lord también han amenazado a otras cadenas con hacer lo mismo con sus series.

"¿Quién es el siguiente de la lista? FOX, IFC, NAT GEO y ABC. Oh, qué bien nos lo vamos a pasar. Ya no estamos jugando a ningún juego", publicaron.

Tras esta filtración y esta amenaza en Twitter, The Dark Lord ha lanzado un comunicado en el que, además detallar su filtración, ha vuelto a desafiar a Netflix y a las otras cadenas de televisión.

"Todavía no hemos terminado. Os hemos desafiado: ABC, National Geographic, Fox, IFC y, por supuesto, también Netflix. Hay más Netflix en el menú (además de otros estudios, por supuesto), pero ya llegaremos a eso más tarde. Disfrutad los frutos de nuestro trabajo".

"Esto no tenía que haber pasado Netflix. Vais a perder mucho más dinero con todo esto de lo que hubierais perdido con nuestra modesta oferta". "A los otros: todavía tenéis tiempo para salvaros. Nuestra oferta sigue sobre la mesa – por ahora", ha escrito el grupo de hackers.

Por su parte, Netflix ha asegurado a Deadline que la compañía "era consciente de la situación" y que "un vendedor de producción que utilizan varios de los grandes estudios televisivos ha visto su seguridad comprometida y las autoridades judiciales ya están investigando". La plataforma también ha comentado a Associated Press que el FBI también está tratando de resolver este caso.

Netflix renovó Orange is the New Black el año pasado firmando la quinta, sexta y séptima temporada.