La hora del 'Gato' Silva

La hora del 'Gato' Silva

Quedó la escoba por la exclusión de Marcelo Díaz de la nómina de la Roja. En todo su derecho como entrenador, Juan Antonio Pizzi decidió prescindir del mediocampista en el nervioso cierre de las Eliminatorias y muchos no lo aceptaron.

La marginación fue posterior a los errores del volante en la final de la Copa Confederaciones y la derrota contra Bolivia. Además, antes de este último partido formuló unas declaraciones puntuales, en las que desautorizó al DT en su planificación táctica del duelo en La Paz. Por lo tanto, vincular estos hechos con su ausencia resultó fácil.

Con toda seguridad, Francisco Silva será el reemplazante de Díaz en el mediocampo de la Roja. Por primera vez luego de harto tiempo, Chile exhibirá una estructura en la línea media casi completamente alejada de la matriz que le otorgó el éxito máximo en las Copas América pasadas (Charles Aránguiz, Díaz y Arturo Vidal en Estados unidos, más la presencia de Jorge Valdivia en 2015 bajo la dirección de Jorge Sampaoli).

Pizzi planea un diseño con cuatro volantes para enfrentar a Ecuador. El 'Gato' Silva de '6', Pedro Pablo Hernández y Vidal como interiores y Jorge Valdivia realizando la tarea de enlace, detrás de la dupla de ataque conformada por Eduardo Vargas y Alexis Sánchez. En toda esta armazón táctica, la tarea del mediocampista central juega un papel crucial.

Incluso, más importante que en la estructura anterior con solo tres jugadores en la mitad de la cancha. Principalmente, porque la formación en rombo libera a los dos delanteros de extensos retrocesos defensivos, el '10' tampoco baja tanto y en una posición estacionaria se encarga del '6' rival y, como los interiores deben soltarse para apoyar en ofensiva, el volante central siempre se queda y, bien posicionado en el espacio anterior a los centrales, actúa como eje y soporte de todo el dispositivo.

El 'Gato' llega en buen pie para cumplir con la misión. Podría incluso darle un toque de frescura al mediocampo en vista de cierta sensación de fatiga de material que se visualiza en algunas de sus piezas. Silva es titular indiscutido en el Cruz Azul, elenco de México que cuenta con un plantel ultra competitivo y, ante cualquier atisbo de merma en el nivel de juego, hay varios peleando por quedarse con el puesto.   

En la liga azteca, el cuadro cementero ha disputado 11 partidos y el chileno solo no actuó en la primera fecha. Después siempre jugó. Es más, el español Francisco 'Paco' Jémez, el DT del equipo, lo alineó de lateral derecho en el empate 0-0 contra Puebla.

Su labor oscila entre la del '6' clásico con las exigencias del fútbol moderno (actuar como una salida segura en la conexión con la última línea, ejercer como apoyo confiable en la circulación de la pelota y otorgar una cuota alta de recuperación del balón, entre otras cosas) y la faena de un interior o volante mixto.

Frente a Ecuador, el triunfo es la única opción para continuar con chances de clasificación al  Mundial de Rusia. La escuadra rival realizará un partido defensivo y apostando por el contraataque. No hay dudas.

Con los dos delanteros, el '10' y los mediocampistas interiores involucrados en ofensiva, más la proyección de uno de los laterales, la función del volante central es clave. Debe interrumpir en su génesis los avances oponentes, retroceder inteligentemente si lo anterior no ocurre y efectuar apoyos de sostén permanentes y fiables para modificar la orientación del juego. En México, el 'Gato' Silva lo hace y, por lo tanto, puede cumplir a cabalidad con la requisitoria.  

0 Comentarios

Normas Mostrar