NUTRICIÓN

El ayuno, de moda: pros y contras de hacer una comida al día

El ayuno, de moda: pros y contras de hacer una comida al día

cambiatufisico.com

El mundo de la nutrición, siempre que esté basado en alimentos saludables, ofrece una gran gama de posibilidades: una de ellas es ayunar y comer solo una vez

Recientemente en Deporte y Vida dimos a conocer a Blake Horton, el instagramer que está triunfando por subir a las redes sociales su única comida al día de 4.000 calorías. Además, se muestra como una persona sana y feliz que practica varios deportes, está en forma y defiende el ayuno intermitente como forma de vida.

El mundo de las dietas nos ofrece una gran gama de posibilidades a la hora de organizar nuestra alimentación, aunque el ayuno intermitente no es propiamente una dieta en sí misma, ya que no nos dicta qué alimentos hemos de tomar si no cuántas horas tenemos que permanecer sin comer. Hoy os contamos los pros y los contras que tiene hacer una sola comida al día, es decir, practicar el ayuno intermitente con una frecuencia de 24 horas, aunque puede hacerse de otras maneras, y que cuenta con gran respaldo de la ciencia como explicamos en éste artículo.

Las ventajas de hacer una comida al día

La comida que quieras, cuando quieras. Siempre y cuando abraces la alimentación sana, puedes comer a la hora del día que elijas y seleccionar un buen puñado de productos distintos para elaborar tu comida. Lo más habitual es hacerla por la noche a modo de recompensa tras un largo día de trabajo y/o entrenamientos.

Simple. Todos sabemos que hacer al menos tres comidas al día requiere muchos quebraderos de cabeza a la hora de hacer la compra, pero si sabemos lo que vamos a tomar de una sola vez, es mucho más sencillo ir al supermercado y obtener todo lo que necesitamos. Además, no necesitamos estar continuamente contando calorías.

Es sano. El ayuno intermitente podría alargarnos la vida: así lo demuestran diversos estudios que indican que aumentan la proteína de la juventud SIRT3, del grupo de las sirtuinas, que tiene un papel fundamental en el freno del envejecimiento. Asimismo, la práctica del ayuno intermitente también está relacionada con la reducción de los triglicéridos, la limitación del crecimiento de células cancerígenas y la mejora de la plasticidad neuronal, como indica un estudio publicado en Journal of Neurochemistry en 2003.

Las desventajas de hacer una comida al día

Demasiada hambre. El ayuno intermitente puede tener varios inconvenientes, y uno de ellos es que puede causar demasiada hambre y que sea muy difícil de seguir sin caer en tentaciones a lo largo del día. Además, si tenemos hambre funcionamos de peor manera, así que no es recomendable para todo el mundo.

Puede llevar a comer en exceso. Otro de los problemas derivados de pasar mucha hambre es que nos dejemos llevar por nuestros deseos más insanos y nos alimentemos solo una vez, pero a base de pizza, hamburguesas, fritos, galletas, bollería, helados…las personas con poco autocontrol no deberían seguir el protocolo del ayuno intermitente, ya que pueden convertirlo en algo realmente insano.

Quizá te falten nutrientes. El ayuno intermitente no es la panacea de la pérdida de peso y la salud, ya que hemos de tener en cuenta que la única comida que realicemos en el día lleve suficientes vitaminas y minerales que podemos obtener de alimentos muy variados como frutas, verduras, huevos, pescados azules, frutos secos, lácteos…si lo recomendable para una persona normal son entre 2.000 y 2.500 calorías al día y comemos de una vez solo 800, está claro que nos van a faltar nutrientes esenciales y pasaremos mucha hambre.