EJERCICIO

Así transformó Emma Stone su cuerpo para ‘La batalla de los sexos’

Transformó su cuerpo y modificó su alimentación, el producto estrella es un batido con espinacas, leche de almendras, un suero de proteínas, aceite de udo y un complemento basado en hierbas que se utiliza para escalar el Everest.

Así transformó Emma Stone su cuerpo para ‘La batalla de los sexos’

La película ‘La batalla de los sexos’ tiene de fondo el mundo del tenis, pero va más allá. Un partido histórico en 1973 entre un hombre y una mujer, un fanfarrón excéntrico y una campeona silenciosa. Dos mundos diferentes que chocan en un partido que cambiaría todo. De hecho, la historia de ese encuentro es el paso que faltaba para que las mujeres pudieran cobraran como los hombres, tuvieran su propia asociación de tenis, empezaran a contar en el mundo del tenis, la sociedad las viera como deportistas y no como mujeres divirtiéndose…

Cuando uno ve la película escucha frases que no suenan a los años ’70, sino a la realidad del deporte femenino hoy: discriminación, desigualdad, insultos, condescendencia… aún queda mucho hacer pero esta película te emociona hasta el punto de celebrar puntos de partido como si estuvieras viendo la final de Roland Garros y no supieras el resultado. Te enfada por momentos pensando que no puede ser verdad. Y la realidad es que lo es. Y muy muy actual.

El entrenador de Emma Stone y el batido ‘mágico’

El entrenador Jason Walsh trabajó varios meses con Emma Stone para preparar el papel de Billie Jean King.

El entrenador Jason Walsh es fundador y entrenador de Rise Nation, el gimnasio donde acude también la modelo Irina Shayk o Sara Sampaio. Para lograr meterse en el papel de una jugadora de tenis, además de aprender a jugar, tuvo que variar un poco su cuerpo. Entre las ayudas que tuvo, estaban los batidos que Walsh preparaba.

El ingrediente estrella del batido es Metabolic Drive, un suero de proteínas en polvo que sabe a batido y ayuda a acelerar el metabolismo. El aceite de Udo es un suplemento de ácidos grasos esenciales (con lino, sésamo y semillas de girasol), y grasas saludables (derivadas del aceite de coco). Grasas que ayudan al cuerpo en la producción de hormonas y células musculares.

Por supuesto, hay un super alimento. Hanah One, un complemento elaborado con hierbas que es consumido a menudo por los escaladores del Everest, dado que es muy bueno “para ayudar al cuerpo a recuperarse del estrés”.

Al batido que Stone bebía su entrenador le recomendó que añadiera leche de almendras y espinacas para acelerar el metabolismo. Por supuesto, todo con una rutina de ejercicio bastante compleja.

Pesas casi de manera constante, tenía que parecer que estaba habituada a hacer ejercicio con los brazos. Así como tener unas piernas más fuertes. No podía tener el cuerpo de Serena Williams, un portento de gimnasio, pero sí uno más fibroso que el habitual delicado de Stone.

Emma Stone como Billie Jean King

Durante el rodaje, tuvieron que hacer a medida todo, incluidas las zapatillas que no existían ya.

Dicen los expertos en cine que la actriz Emma Stone está de Oscar. En la película se mete en el papel de la campeona Billie Jean King y tuvo que cambiar su forma de andar, de comportarse, aprender a jugar al tenis, mejorar la forma física, aumentar la musculatura. Sin pasarse, por supuesto, pero sí definir.

Cómo ha cambiado el tenis

En palabras de la campeona de los ’70,

“El deporte es ahora totalmente distinto. Comparadas con las jugadoras de hoy, nosotras no podríamos cascar un huevo. Entonces, las raquetas eran muy pesadas; ahora tienen ese gran punto agradable y son aerodinámicamente asombrosas. A las jóvenes jugadoras se les enseña una técnica mucho mejor, por lo que tienen más fuerza. A nosotras nos enseñaron a ser muy estáticas. También, el 75% de los partidos se jugaban en hierba. La gente piensa que ahora el tenis no tiene tanta gracia ni belleza, pero el motivo por el que nosotras servíamos y voleábamos tanto era que no queríamos que la pelota golpease en la pista porque, sobre hierba, rebotaría y rodaría. Golpeándola en el aire se tenía más control sobre la pelota. Y como hay más dinero en el deporte, las mejores jugadoras tienen entrenadores, agentes, terapeutas de masajes, osteópatas y quiroprácticos. Nosotras ni siquiera teníamos entrenadores que nos acompañaran en los viajes”.

Emma Stone contó con ayuda, por supuesto. Ese nivel de tenis que demuestra en la final sólo es posible en una profesional. Dos jugadoras profesionales doblaron a Emma Stone, Kaitlyn Christian y Lauren Kline. Entrenaron como se hacía entonces para coger cada detalles del juego de King, como el clásico “servir y volear”.

“La gran diferencia entre entonces y ahora reside en que los jugadores solían subir más a la red porque tenían más tiempo”.

La historia real de Billi Jean King

Billie Jean King fue pionera en el tenis tras ganar a Bobby Riggs.

Billie Jean King es fundadora de “Billie Jean King Leadership Initiative” y cofundadora de “World Team Tennis”. Durante mucho tiempo ha sido adalid del cambio social y la igualdad. King logró nuevos avances para hombres y mujeres en el deporte y otros campos durante su legendaria carrera y hoy en día sigue dejando su marca.

King fue incluida en la lista de los ‘100 Norteamericanos más Importantes del Siglo XX’ por la revista Life y, en 2009, en reconocimiento de su trabajo en el campo de la justicia social y sus logros en el deporte, el presidente Obama le concedió la Medalla Presidencial de la Libertad, el máximo honor civil de la nación.

En la película se muestra el momento en que Billi Jean King descubre que, pese a estar casada y querer a su marido, se enamora de una mujer, sabiendo que eso la destruiría porque la sociedad no se lo iba a perdonar. Años después acabaría siendo la madrina de los hijos de su marido. Hoy en día sigue su lucha por la igualdad de las mujeres en el deporte y en la sociedad.