COQUIMBO - U. CATÓLICA

A la UC le basta con Valencia y Puch para vencer a Coquimbo

La UC mostró su chapa de candidato, y Puch se exhibió como el mejor. Coquimbo eso sí mereció el empate, y complicó al campeón.

Sólo 21 minutos bastaron para confirmar lo apuntado durante la pretemporada: Universidad Católica va enserio por el bicampeonato y Edson Puch apunta a ser la gran figura en esa ruta. El atacante brilló y el campeón del fútbol chileno comenzó con el pie derecho su defensa. A Coquimbo le queda el consuelo de haber competido hasta el final. 

Los locales se arreglaron para una fiesta. La vuelta a primera después de 11 años y el Sánchez Rumoroso lleno adornaban el escenario. Además poseen un buen equipo, y aún sin Pinilla, demostraron tener virtudes para complicar a cualquiera. La UC lo padeció en el comienzo, los dejó venir, y se pudo complicar de no contar con un jugador distinto: Edson Puch. 

El atacante está en otro ritmo. Lo insinuó en la Copa Fox Sports y lo confirma ahora. Encara, gana siempre, y desequilibra con un talento natural e intacto. A los 14 minutos dejó en el camino a dos jugadores en el área, y cedió en el momento preciso para que Diego Valencia anotara el 1-0 con un disparo. A los 21 minutos la conexión se repitió, y el joven anotó un doblete inédito en su carrera. 

De un plumazo la UC se puso 2-0 y el partido parecía tener un final demasiado anticipado. A eso se sumaba un Coquimbo que había perdido la brújula y las ganas. Por suerte en este juego a veces suceden cosas inesperadas. Diego Soto convirtió el primer gol olímpico en el fútbol chileno desde el 2017, y le dio vida a los locales antes del descanso. Matías Dituro pudo hacer algo para evitarlo. 

Coquimbo aprovechó el envión y al comienzo del segundo tiempo mereció el empate. Dos disparos de Pedro Muñoz, un cabezazo de Mauricio Yedro, y una pelota que no alcanzó a conectar Doldán fueron lo más claro del equipo de Graff, que logró mostrar la otra cara de la UC. Un equipo aún frágil en defensa, y que sufrió durante varios pasajes cuando fue superado.  

El problema para los locales que el dominio no lo pudo transformar en goles, y finalmente los dirigidos por Gustavo Quinteros lograron superar sin heridas su momento más difícil. La UC aguantó como pudo, y supo mantener la mínima ventaja hasta el final. Coquimbo pudo haber rescatado al menos un punto, sin embargo, falló en la última jugada.