Temas del día Más temas

U. CATÓLICA

La figura de la UC que es la prioridad de Sampaoli en Mineiro

En medio de diversos problemas económicos, Atlético Mineiro acató la petición del técnico casildense y puso al central de los cruzados como primera opción para reforzar la zaga.

Atlético Mineiro busca una revolución. Luego de un flojo inicio de año, que incluyó prematuras eliminaciones en la Copa Sudamericana y la Copa de Brasil, además de la destitución de Rafael Dudamel como técnico, el elenco mineiro buscará armarse de buena forma para la finalización del torneo estadual y el Brasileirao 2020.

En ese sentido, Jorge Sampaoli espera sumar por lo menos cuatro refuerzos que puedan tomar el peso del equipo y, en defensa, tiene a uno de los centrales de la Universidad Católica como prioridad: Benjamín Kuscevic.

Tal como lo contó AS Chile hace algunas semanas, el defensor cruzado ya era seguido por los observadores técnicos del Galo y ahora el entrenador casildense dio su visto bueno para que la gerencia técnica del club pueda acercar posturas con sus pares cruzados.

Eso sí, hay dos situaciones que probablemente harán que la negociación sea pausada y pueda demorar más de lo previsto.

Primero está el hecho de que por causa del coronavirus, Atlético Mineiro no vive su mejor momento económico.

El equipo de Belo Horizonte ha reducido el salario de gran parte de sus funcionarios y diferentes medios brasileros indican que existe inquietud en la plantilla actual por la gran cantidad de rumores que hablan de refuerzos, mientras ellos están haciendo el esfuerzo de no recibir el 100% de sus remuneraciones.

El segundo aspecto, pasa por el entorno de Kuscevic. Para ser exactos, sus representantes.

La agencia que representa al zaguero ya había desestimado contactos con Athletico Paranaense y un par de intermediarios que buscaban ubicar a Kuscevic en el fútbol mexicano.

¿La razón? Consideran que el defensa tiene nivel para jugar en Europa y esperan que el interés que alguna vez hubo por él, se reactive.

Si bien esa era la intención de sus representantes, en Universidad Cartólica no se cierran a escuchar ofertas, menos mientras dure la pandemia y el futuro del fútbol a nivel mundial siga con la misma incertidumbre.