JUEGOS OLÍMPICOS

Primer ciberatleta olímpico chileno: "Fue un orgullo representar a Chile en los Juegos"

Ángel Inostroza fue el primer ciberatleta nacional en participar en la Olympic Virtual Series en el evento de Gran Turismo Sport organizado en junio.

0
Primer ciberatleta olímpico chileno: "Fue un orgullo representar a Chile en los Juegos"

Los deportes electrónicos siguen extiendo los límites. Ésta vez durante la organización de los Juegos Olímpicos de Tokio 2020 se realizó la 'Olympic Virtual Series', una categoría especial de eventos donde los protagonistas eran los videojuegos.

Títulos como Zwift (ciclismo), eBaseball Powerful Pro Baseball 2020 (Baseball), Virtual Regatta (Vela) y Gran Turismo Sport (automovilismo) fueron los elegidos por el COI para esta primera versión. En este último, un chileno estuvo compitiendo y fue uno más en la delegación que participó en Tokio 2020, su nombre, Ángel Inostroza.

Esta no ha sido la primera vez que Inostroza representa a nuestro país en el extranjero. En el 2019 el piloto nacional se coronó campeón del mundo de Gran Turismo Sport, certamen patrocinado por la FIA y el año siguiente se consagró como el mejor jugador de Sudamérica.

"Fue un orgullo representar a Chile en los Juegos Olímpicos. La clasificación fue súper difícil y como es la primera vez que se hace un evento de este tipo, que mejor que ser un pionero, a pesar de que el evento se realizó de manera remota", indicó en conversación con AS.

- ¿Cómo fue competir de manera online?
- Ya llevándolo al lado técnico, la dificultad era en la frenada y uno tenía que anticipar el momento en que el competidor reducía la velocidad. Obviamente esto nunca va a pasar en un presencial.

- ¿Crees que el Comité Olimpico debería tener más consideración con los esports?
- Sí. Por ejemplo, estas Olímpiadas se basaron en videojuegos que son simuladores, no sé si se tomarán en cuenta juegos como League of Legends o FIFA, pero, creo que para empezar es un gran paso adelante.

Sus inicios y el campeonato logrado en 2019

Ángel, como muchos otros jugadores profesionales se inició desde muy joven en los videojuegos. Eso sí, él ha sido uno de los pocos afortunados de poder viajar al extranjero representando a Chile en lo que es su pasión.

-¿Cómo se inició en Gran Turismo?
- Yo empecé a jugar Gran Turismo cerca del 2007, cuando mi mamá me compró la PlayStation 2 con el GT 4 ahí comenzó mi pasión por los videojuegos de carrera. Cerca del 2014 me “retiré” completamente de los videojuegos, pero a mediados del 2018 supe a través de las redes de mi amigo, Fabián Portilla, que Gran Turismo estaba haciendo eventos presenciales y me volví a motivar.

- Estuvo parado cerca de cuatros años, luego volvió y al año siguiente ya era campeón del mundo ¿Cómo fue la preparación para ello?
- Fue un esfuerzo enorme. Llevaba 10 meses dentro del juego tras el “retiro” y dentro de ese transcurso de tiempo tenía que compatibilizar los entrenamientos con mis estudios, pero todo ese esfuerzo valió completamente la pena ya que tenía que estar horas y horas en el simulador y la verdad es que no hubiese hecho eso no estaría donde estoy ahora.

- ¿Cómo fue la experiencia de haber viajado a Tokio en 2019 cuando se coronó campeón junto a Porsche?
- De partida fue mi primer viaje al extranjero, mi primer viaje en avión, primer World Tour, primera victoria y varias otras cosas juntas (ríe). Lamentablemente no pudimos recorrer mucho en Tokio por temas de tiempo, competencia y por el jet lag que sufrí. En sí, lo que fue el evento fue espectacular ya que te tratan super bien desde el primer momento. Esto fue lo mismo en Mónaco y en Sídney.

- ¿Qué le ha dicho su familia con respecto a este tipo de experiencias?
-  En un principio mi mamá estaba completamente en contra, la verdad no le importaba lo que yo estaba haciendo (ríe). Cuando clasifiqué a Tokio y le dije que me iba en un mes para allá, ahí le empezó a gustar, ahora ella es mi fan número uno y me acompaña cada vez que puede.

- El 2020 estuvo marcado por la pandemia y con ello la cancelación de los eventos presenciales, pero a finales de agosto volvió a estar presente en uno ¿Cuál fue su sensación al volver a uno?
- Estar en el último torneo de Mobil me trajo muchos recuerdos, sobre todo el estar en el escenario con el ‘cockpit’ y de estar con todos los pilotos en el mismo lugar. Fue bastante similar a lo que uno vive en en los World Tour, la verdad es espectacular y estoy agradecido de tener este tipo de eventos en Chile.