LA ROJA

Sacrificio y suplencia: la ruta de Villanueva, el arquero sorpresa de la Selección

El portero de 17 años fue uno de los pre nominados por Martín Lasarte para los amistosos que disputará en Estados Unidos. El jugador tiene una historia de mucho esfuerzo.

0
Sacrificio y suplencia: la ruta de Villanueva, el arquero sorpresa de la Selección

La lista de nominados por Martín Lasarte incluyó varias sorpresas. El entrenador de la Roja citó a 44 jugadores que podrían ganarse un boleto para viajar a Estados Unidos, donde la Selección enfrentará a México y El Salvador. La convocatoria final, con 23 futbolistas, estará disponible el sábado 4 de diciembre. Uno de los que peleará por estar en el vuelo es Eduardo Villanueva, el joven de Colo Colo que apareció como una de las alternativas en el arco.

Antes de llegar a la adulta, Villanueva pasó por la Roja Sub 15, Sub 17 y Sub 20, en distintos escenarios. Con 17 años, el portero está en el primer equipo de Colo Colo. Ahora tiene un nuevo desafío: conquistar a Martín Lasarte y Roberto Navajas, preparador de arqueros de la Roja.

En marzo, cuando se sumó a la pretemporada alba, AS publicó "La historia de Villanueva, el esforzado arquero que Quinteros llevó a Talca". Allí, su padre, Claudio, relató los sacrificios que enfrentó la familia al vivir en Melipilla: "Mi esposa pedía permiso en su trabajo y me lo dejaba en Estación Central. Yo me juntaba con él y lo llevaba al Monumental (a entrenar). Era un trabajo en conjunto. Después, conseguí que mi hermano lo fuera a buscar a Melipilla. Cuando terminaba la práctica, mi hermano lo llevaba a su casa y yo pasaba por ahí para devolvernos a Melipilla. A veces, con el taco, eran más de dos horas de viaje".

La adversidad creció cuando Villanueva fue el único arquero de la Sub 15 que quedó fuera del Mundialito en Valdivia: "Él me dijo que necesitaba estar cerca del estadio porque los traslados eran muy cansadores, y para pelear la titularidad, tenía que estar en Santiago. Hablé con mi hermano y se fue a vivir con él. Subió su rendimiento futbolístico y escolar, y maduró porque estaba solo. Cuando decidió irse de la casa a los 15 años, entendí que él quería ser jugador de fútbol", explicó Claudio en esa oportunidad. El joven superó una nueva barrera.

El padre también reveló una anécdota: cuando tenía diez años, Villanueva quedó en Palestino. Pero el propio jugador declinó la opción, porque quería jugar en Colo Colo. Dos años más tarde, quedó en el Monumental tras un proceso de captación.

El jefe de preparadores de arqueros del Fútbol Joven de Colo Colo, Martín Gutiérrez, también fue clave en el ascenso de Villanueva: "Es un chico que viajaba a todos los entrenamientos desde Melipilla, aún cuando no tenía la oportunidad de ir citado. Nosotros vimos que tenía proyección en relación a su estatura (mide 1.86 metros). En el aspecto técnico y táctico, había una diferencia con los chicos que llevaban más años, pero sentíamos que podía mejorar, porque sus principales características son la madurez, perseverancia y esfuerzo. Hoy ha mejorado sus condiciones en los aspectos más importantes. Él sobresale". Y ahora, está cerca de la Roja.