Dos partidos para soñar (o para sufrir)

Dos partidos para soñar (o para sufrir)

Se viene una nueva fecha clasificatoria para el Mundial de Rusia 2018 y, como siempre, serán dos partidos muy complicados. Colombia y Uruguay son rivales con grandes individualidades y muy buenos técnicos que apostarán por complicar el juego de La Roja.

Primero los cafetaleros, que si bien no vienen en su mejor momento y con algunas bajas en su plantel, cuentan con jugadores con mucha experiencia en Europa, que están en ligas de alta exigencia y que no van a querer alejarse de la parte alta de la tabla de posiciones.

Uruguay está un poco mejor posicionado, viendo, finalmente, algunas luces sobre el recambio generacional que lo tuvo un poco complicado en el último mundial. Además hay que agregar el factor emocional de la “revancha” del último partido de la Copa América. 

La receta para estos dos partidos será la tranquilidad del trabajo bien hecho hasta ahora, de saber que el funcionamiento del equipo es claro y sabido por todo el plantel, más allá de la sensible baja de Marcelo Díaz, quien ha sido el estandarte del proceso de Sampaoli.

Estos dos partidos que se vienen son para soñar si se ganan, quedar con 12 puntos (la mitad de lo que permitiría asegurar el repechaje) a falta de 14 partidos para terminar las clasificatorias será un tremendo paso para llegar a un tercer mundial consecutivo, algo que todos anhelamos.

Lo importante aquí será entrar a la cancha sabiendo que estos partidos son complicados, que ambos rivales son fuerzas parejas con Chile y que el ambiente, los hinchas y lo pasado en partidos anteriores no entra a la cancha. De seguro en Uruguay intentarán calentar el partido y enfocarse en lo que pasó con Jara y Cavani en Copa América, pero no hay que darle bola a eso y concentrarse en jugar un nuevo partido. Eso de que el fútbol siempre da revanchas es cierto, pero cada partido es distinto al otro y los objetivos siempre serán diferentes.

0 Comentarios

Normas Mostrar