Espina: "Guede no es el mismo que cuando llegó a Colo Colo"

Marcelo Espina

Espina: "Guede no es el mismo que cuando llegó a Colo Colo"

El otrora jugador y DT albo desmenuza el juego de Guede. El calamar además defiende la era de Sierra en Macul, pese a haber sido "parsimoniosa".

Con 49 años a cuesta, Marcelo Espina ya no sufre con el fútbol. Hoy lo disfruta desde la vereda del comentario. Sigue al dedillo el fútbol chileno, su análisis demuestra el conocimiento que tiene de una liga que lo adoptó durante seis años, divididos en dos periodos. Especial seguimiento hace a lo que ocurra con Colo Colo.

- ¿Le ha gustado la versión del equipo con Pablo Guede?

“El equipo ha mejorado con el correr del tiempo. Me da la sensación que Guede llegó con una idea, que traía de Palestino, de Chicago y en algún pasaje de San Lorenzo. Como los resultados no se fueron dando en el torneo anterior, cambió y ese cambio le terminó dando resultados. Pero no es el Guede que conocimos al principio. Ahora hace una línea de cinco defensores, compacta más esa zona”.

- ¿Evolucionó?

Ante Wanderers se produjo el cambio. Ese día paró una línea de tres que terminaba siendo de cinco más tres en la mitad de la cancha. Después el equipo empezó a conseguir solidez defensiva, que era lo que no tenía porque le convertían muchos goles”.

- ¿Y respecto del Colo Colo de José Luis Sierra?

“Comenzó bastante parecido, después le tuvo que dar un giro”.

- ¿Le gustaba cómo jugaba ese equipo?

Me gustaba. Por momentos, un poco parsimonioso…”

- Algunos le decían Coto “Siesta”…

“Nah, el Coto juega bien. En un momento bajó la intensidad, pero salió campeón".

- En la defensa han cambiado los nombres, pero el rendimiento se ha mantenido. ¿Guede impuso se creencia en los jugadores?

“El equipo va creyendo en la medida que hay resultados y dejan de creer, cuando los resultados no son buenos. Como hoy acumula más gente en la zona defensiva, a cualquier equipo ordenado, se le hace difícil. Colo Colo además tiene un potencial ofensivo”.

- Esteban Paredes está en estado de gracia…

“Esteban puede dejar de hacer goles dos partidos, pero él siempre anota. Es un futbolista de jerarquía”.

- Esa jerarquía, ¿puede estar viviendo sus últimos años por la edad de la mayoría del equipo? 

“Tiene un plantel grande de edad. De a poco va a tener que hacer el recambio. El tiempo pasa para todos. Y eso no es fácil”.

- ¿Eso fue factor en la Libertadores?

No creo que haya sido por un tema de edad”.

- ¿Por qué quedó eliminado?

“En el primer tiempo del partido de ida jugó bastante mal, luego mejoró mucho. Coincidió con la salida de (Matías) Zaldivia. En la vuelta no sé si le hizo tan bien hacer el gol tan rápido. Inconscientemente los equipos retroceden cuando se ponen en ventaja en una serie definitoria para cuidar lo hecho. Eso le jugó una mala pasada. En el segundo tiempo la sensación era que en cualquier momento le empataban".

- ¿En esos momentos pueden pesar la seguidilla de campañas internacionales sin avanzar?

“No creo”.

- ¿El aspecto sicológico no cuenta?

“Los futbolistas son otros. Los entrenadores son otros. Los momentos son otros. No creo en esas cosas. ¿Qué tienen que ver los de ahora con lo que pasó hace diez años?"

- ¿Dónde está la razón de ello entonces?

"No porque seas el más poderoso vas a ganar, también te enfrentas a rivales que son mejor que uno. El sorteo no era fácil. Y si pasaba, la fase de grupo era brava”.

- ¿Dónde está la génesis de los fracasos internacionales chilenos?

Lo relaciono mucho con la competencia interna. Hay que evaluar los torneos de los equipos que llegaron a instancias decisivas en los últimos años. Colo Colo ‘91 era un buen equipo, Colo Colo y la U de los ‘90 eran muy buenos equipos y los dos llegamos a semifinales. En ese tiempo la competencia interna era brava, había muchos jugadores de selección. La U de Sampaoli tenía un gran equipo, y después de eso no hay más. Colo Colo, la U y la UC, ¿cuántos partidos de alta intensidad juegan en el año? Enfrentamientos directos y cuántos más. Después cuando sales a jugar afuera es otro ritmo, otra intensidad”.

"No estoy dispuesto a sacrificar mi vida por una pelota"

- ¿Mantiene contacto con algunos de sus ex compañeros?

“Con los que más mantengo es con el ‘Rambo’ (Marcelo Ramírez), con (Fernando) Vergara y con (Mario) Salas.

- ¿Le hubiese gustado volver a Chile?

“Estuve cerca de volver, pero estoy muy bien acá. Me gusta el rol de comentarista. Sí reconozco que me falta la adrenalina del lunes a viernes. La del entrenamiento”.

- ¿Extraña la cancha?

Extraño entrenar. El partido no me gusta porque no puedo jugar. Estás muy atado a lo que hacen los demás. Dejó de depender de mí”.

- Colo Colo lo sondeó para asumir como gerente deportivo

"Sí me junté. Me interesaba la idea, pero no sé qué pasó".

- ¿Y su revancha como entrenador?

"No quiero dirigir más. Cerré esa etapa. Bueno, quizá en cinco años me pica el bicho y arranco otra vez. Decidí tener calidad de vida. Tengo mi tiempo, voy al gimnasio, estoy con mis hijos. Lo otro te consume demasiado. Acá en Argentina la gente está loca y con el fútbol está un poquito más loca. No estoy dispuesto a sacrificar mi vida por una pelota de fútbol. Estoy bien en el lugar que estoy. Me tratan bien, me valoran, estoy a gusto, he crecido mucho. Hoy dirigir no lo tengo contemplado. Otro puesto, sí. Por eso me interesó lo de la gerencia deportiva".

- ¿Y qué ocurrió?

"Tuvimos cuatro reuniones, viajé a Santiago, ellos vinieron a Argentina. Quedaron en darme una respuesta. Lo único que les pedí fue ‘díganme sí o no, pero díganme’. Pero hasta ahora no me dijeron nada. Me enteré cuando contrataron a otro".

0 Comentarios

Normas Mostrar