Estás leyendo

Rodrigo Echeverría: "Salir a préstamo fue mi cable a tierra"

U. de Chile

Rodrigo Echeverría: "Salir a préstamo fue mi cable a tierra"

Rodrigo Echeverría: "Salir a préstamo fue mi cable a tierra"

Fue sparring con Sampaoli, estuvo en un Mundial y en un Sudamericano. Hoy, más maduro, espera ganarse en cancha el honor de volver a la Selección.

Rodrigo Echeverría es un jugador muy útil para Ángel Guillermo Hoyos. Se desenvuelve como defensor central y también de volante de contención. A sus 22 años, el DT de Universidad de Chile le abrió las puertas para que retornara al club que lo formó tras su paso por Everton e Iberia. “La U tiene hartas cosas que los demás equipos no. Cuando pasas toda la vida aquí, como es mi caso, y pegas el salto a otros equipos te das cuenta de todo”, comenta el jugador de 22 años.

En las primeras prácticas de vuelta, “cuando no hay un defensa me pide que me ponga ahí. Es variable”.

-Por la sobrepoblación de volantes, ¿siente que es el sitio donde siente que tendrá más cabida?
“Cuando llegué dije que venía dispuesto a jugar donde fuese. Si tengo la chance de jugar de defensa lo haré de la mejor forma posible. Si me necesitan al medio, la misma disposición. El DT sabrá donde ocuparme”.

- Cuando se oficializó su retorno, dijo que Hoyos le había dicho que jugaría en la U. ¿Eso se mantiene?
“No me aseguró, sí me dijo que iba a poder pelear un puesto como todos los que han llegado. Y es lo que haré hasta el final. Si tengo la posibilidad de jugar de titular seré un agradecido y dejaré todo en la cancha, si no apoyaré desde afuera”.

- ¿Qué se encontró en su regreso?
“Llegué y habían hartas cosas diferentes. El grupo estaba muy unido. Te levantas en la mañana y te dan ganas de venir a entrenar porque sabes que lo vas a pasar bien dentro de la cancha. Hay de todo, neurociencia. Es muy agradable”.

-¿Qué señales hay de que están en un ambiente sano?
“Ustedes ven los entrenamientos, ven la alegría que tiene el grupo. Pasamos la mayor parte del entrenamiento riéndonos, en los mismos partidos estamos muy unidos”.

- ¿Qué cualidad destacaría de Hoyos?
“Lo gran persona que es, muy apegado al jugador. Te aconseja, está siempre ahí, preguntándote cómo te sientes. Eso lo valoro mucho”.

- ¿Y del resto del cuerpo técnico?
“Todos son de las mismas características que el profe Hoyos, partiendo por ‘Farru’ (encargado de los videos) como le decimos nosotros, hasta el ayudante. Son todos agradables y cercanos. Siempre están atentos a si te pasa algo”.

- Insiste en destacar la preocupación del entrenador por el jugador, ¿el futbolista chileno requiere un cuidado especial?
“No creo que se trate de buen trato, se trata de acercamiento al jugador, que te den confianza para que te expreses. Hay jugadores que tienen miedo a hablar con ciertos cuerpos técnicos. Acá no, es diferente”.

- En su caso, usted fue y volvió. ¿Recomienda ese camino?
“Creo que si los juveniles no tienen opción de estar en el plantel lo mejor es salir para agarrar experiencia y volver con un poco más de roce. A mí me sirvió mucho salir a préstamo, fue mi cable a tierra, me ayudó a madurar. Ahora vengo con un poco más de roce en primera. Espero poder pasar esto a la cancha”.

- Y en eso, ¿cuánto ayuda compartir camarín con campeones continentales?
“Beausejour, Jara, Johnny son jugadores de jerarquía mundial, tengo mucho que aprender de ellos. Espero llegar a todo lo que han conseguido. Hay que mirar sus entrenamientos y aprender de cada cosa”.

-¿Cuesta asimilar que está en uno de los clubes más grandes del país?
“La verdad que sí, cuesta. La mía fue una vuelta larga. Ahora estoy muy feliz. Fue un sueño hecho realidad. Todos los seleccionados, si se suma Mauricio (Pinilla), todos son jugadores con una calidad enorme. Tenerlos de compañeros es muy grato. Antes los miraba por la TV".

- También David Pizarro…
“Yo lo miraba y se veía alguien serio, pero dentro del camarín es un gran compañero”.

Días de rojo

Rodrigo Echeverría actuó como defensa central en toda su primera etapa. Hugo Tocalli lo usó en la misma ubicación en el Sudamericano que disputó su generación en Uruguay en 2015 donde Chile no pudo clasificar al Mundial de la categoría. Un año antes de ese sonado fracaso, fue parte de la comitiva que estuvo en Brasil preparando a los seleccionados adultos.

- ¿Qué recuerdos guarda de Jorge Sampaoli?
“Con él fui sparring en la U y después en la selección. Fue una experiencia muy linda, me sirvió mucho. Soy un agradecido de todo lo que aprendí de él. Ahora se ven los frutos. Sampaoli tenía una intensidad de trabajo muy grande. De los pocos entrenadores que te exigía al máximo en todos los sentidos. Lo sparrings teníamos que estar una hora antes siempre para preparar los trabajos, quería que todo saliera a la perfección. Aprendí y me quedaron varias cositas de Jorge”.

- ¿Cuánto valora haber vivido la realidad de un Mundial, aunque haya sido como sparring?
“Estás en el más alto nivel, con la Selección a punto de ganarle a Brasil. Eso te ayuda mucho. Espero poder estar más maduro para poder ganarme un espacio en el equipo titular de la adulta”.

- Habla de la adulta, pero usted ya supo defender la camiseta nacional en Uruguay…
“Claro, no nos fue muy bien, pero fue una linda experiencia. Tuve la posibilidad de marcar dos goles (en cuatro partidos que jugó). Me quedo con lo mejor”.

- ¿Cuál es el análisis que hace de esa participación? ¿Qué influyó en la temprana eliminación?
“Teníamos harta proyección, pero no mucho roce. La mayoría no estaba jugando en Primera, y en los rivales casi el 90% de los jugadores tenía la posibilidad de hacerlo. Ahora con la regla Sub 20…

-¿Eso habría favorecido una mejor participación?
“Mucho, porque el jugador ya tiene un roce en Primera. Cuando jugamos ese Sudamericano, la mayoría no lo tenía. Algunos venían de Primera B, que es muy distinto. Pasó que los otros tenían más experiencia que nosotros. Es mi análisis personal. Se desperdició una buena oportunidad, pero nos sirvió de experiencia”.

0 Comentarios

Normas Mostrar