Competición
  • Liga Chilena
  • Campeonato Brasileño Serie A
Campeonato Brasileño Serie A
Fluminense Fluminense FLU

-

At. Paranaense At. Paranaense APA

-

SUPERCOPA

El cambio futbolístico que causó el Mago Valdivia en Colo Colo

Pablo Guede mantuvo el sistema de juego, pero la irrupción del Mago generó innovaciones funcionales que beneficiaron, por ejemplo, a Valdés y Paredes.
Audax vs Colo Colo en vivo online: Torneo Nacional

Finalmente, Jorge Valdivia tuvo su estreno en un partido oficial por Colo Colo. El Mago jugó hasta los descuentos en la goleada por 4-1 ante Universidad Católica, en la Supercopa. Un debut esperado y que satisfizo plenamente a los hinchas del Cacique, debido a la correcta actuación del ex volante del Al-Wahda, de Emiratos Árabes.

La presencia de Valdivia en la escuadra dirigida por Pablo Guede generó impacto en el funcionamiento colectivo. El esquema posicional (3-4-1-2) se mantuvo inalterable. Lo que sí varió considerablemente fue la Organización de Juego (tareas y funciones) en el elenco popular.

Valdés, el motor del equipo

En el inicio del duelo en el Estadio Nacional, el cruzado César Fuentes avanzaba varios metros en la cancha para encimar a Jaime Valdés, procurando evitar la elaboración de juego de 'Pajarito'. Sin embargo, en la medida en que Valdivia fue adquiriendo protagonismo, la marca del otro '6' de la UC, Luciano Aued, se hizo insuficiente y Fuentes debió echarle una mano al argentino. Entonces, Valdés 'se floreó' y llegó a ser, por lejos, el mejor jugador de la Supercopa.

Estuvo presente en tres de los cuatros goles colocolinos. Solo no intervino directamente en la gestación de la jugada que culminó con el dudoso penal cobrado, por mano, a Aued. Pero él mismo se encargó de ejecutar la falta e inscribió así su nombre entre los artilleros del partido.

Valdés cerró su gran día con una jugada de la época de su aparición como un dinámico mediapunta en Palestino, a fines de los 90. Por la izquierda, desbordó por habilidad y rapidez a Juan Carlos Espinoza (el cruzado no retardó la jugada, pensando tal vez en que la cobertura estaba garantizada, pero Germán Lanaro se encontraba muy lejos de la zona de acción). En la línea de fondo, envió el centro atrás y todo concluyó con el segundo tanto personal de Esteban Paredes.

Fin del '9' descendente

Durante el torneo pasado, una nueva funcionalidad de Paredes llamó la atención. El capitán albo descendía regularmente (y no en forma espaciada como fue siempre en su forma de juego) para alinearse con el mediocampista ofensivo y participar en la construcción de juego.

El Mago retiene el balón y cuesta un mundo que logren quitárselo. Consigo en la cancha, la tenencia se encuentra asegurada y, por lo tanto, que uno de los '9' desciende para asistir en la gestación resulta improductivo. Al contrario, le resta peso al ataque.

Paredes, quien tenía una compresión del juego alta, percibió esto. Contra la UC, permaneció bien arriba, generando el dos contra dos, junto a Andrés Vilches, ante el par de zagueros cruzados (Lanaro y Benjamín Kuscevic). La maniobra afiló los avances albos por el eje ofensivo e influyeron, sin duda, en los cuatro tantos anotados.

Pausa benéfica

Valdivia jamás le hace el quite a la recepción del balón. Su ser radica en tener la pelota en los pies y conectarse con el resto del equipo. Y si es de espalda al arco rival, mejor todavía. Pareciera sentirse más cómodo en tal situación que de cara a la portería rival y con la cancha de frente.

Su juego no es de control y pase. Menos de primera intención (las excepciones de los dos goles en los que intervino ante la UC confirman la regla). En el Nacional retuvo siempre el balón algunos instantes, lo que dio pie para el despliegue de las líneas en amplitud (agrandando los espacios). Con varios puntos de apoyo para la circulación en toda la cancha, gracias a la pausa del Mago con la pelota en sus pies, el balón circuló con más propiedad y los albos pudieron ser más dañinos.

0 Comentarios

Normas Mostrar