Competición
  • Liga Chilena
  • Bundesliga
  • Campeonato Brasileño Serie A
  • LaLiga Santander
  • Ligue 1
  • MotoGP
  • Premier League
  • Serie A

TORNEO NACIONAL

Los temas futbolísticos que aún no logra resolver Kudelka en la U

El DT debutará en el campeonato tras seis triunfos en la Copa Chile. La imagen es que los azules comenzaron bien, pero luego no superaron algunas falencias.

Frank Kudelka se estrenó en la banca de Universidad de Chile contra La Serena, en la Copa Chile, y los azules vencieron por 4-1 en el Estadio La Portada. Fue una goleada que llamó la atención, por el nuevo formato de juego implantado por el DT argentino, con el equipo 'volando' en la cancha, gracias a sus transiciones rápidas, un juego agresivo por las bandas y el interés infranqueable por recuperar pronto el balón.

Sin embargo, ese aspecto futbolístico de la U fue perdiendo algunas luces desde entonces. Los azules no volvieron a lucir sistematicidad en tales conductas de juego, las que componen -ni más ni menos- que el sello identitario anunciado desde Argentina cuando Kudelka desembarcó. El cuadro estudiantil aún exhibe temas tácticos pendientes, reconocidos en su oportunidad por el DT y que generan algunas dudas en la antesala de su debut en el torneo, que será este domingo contra Huachipato en el Estadio Nacional.

Tibia recuperación de balón

Ha sido un detalle a corregir, admitido por los jugadores y por el propio Kudelka, sobre todo después de los partidos en la Copa Chile. A la U le cuesta harto la puesta en marcha una vez que pierde el balón y así el equipo rival cuenta con segundos valiosos para su armado de juego, por lo que quienes sufren con este detalle son los miembros de la última línea y también, por momentos, Johnny Herrera.

La disposición hacia el quite o al retroceso hasta la zona de presión establecida no fluye instantáneamente, principalmente desde los volantes a los delanteros. En la inclusión de Rafael Caroca ante Cobreloa en Calama, como mediocampista interior derecho, se avizoró un propósito por incrementar la intensidad defensiva en el mediocampo y, por instantes, el asunto funcionó.

Sin desborde

Kudelka ha alineado tres delanteros en todo momento, bajo la idea táctica de contar con dos hombres que profundicen por la puntas y asistan a los que acompañan la jugada por el centro ('el 9', el otro puntero y los volantes interiores). En el primer partido contra La Serena, la idea funcionó correctamente y el gol de Yerko Leiva se concretó bajo estos parámetros, aunque quien envió el centro fue Jean Beausejour, el lateral izquierdo. Sin embargo, posteriormente los aleros no volvieron a ser trascendentes en los ataques por la puntas y, más bien, se convirtieron en tramitadores del juego de elaboración.

No obstante, en la segunda victoria ante Cobreloa hubo un tenue quiebre al respecto. El primer gol de Isaac Díaz fue producto de córner surgido por un intento de desborde por la derecha de Yerferson Soteldo y la segunda cifra del ariete fue otro cabezazo del '9' azul, luego de un centro del venezolano, quien se llevó en velocidad a su marcador por la orilla.

Falta de verticalidad

Fue una crítica permanente de Kudelka al accionar del equipo durante los partidos en el receso por el Mundial de Rusia. La U, en la mayoría de los momentos y de sobremanera en los duelos de local, decantó en un juego de excesiva tenencia de la pelota, sin argumentos tácticos para hallar la profundidad ofensiva. La muestra más cabal fue contra Cobreloa: en el Nacional, los azules tocaron y tocaron frente a un rival agrupado con dos líneas de cuatro en el frontis de su área. El estrecho 2-1 en casa reflejó la falta de capacidad de ir hacia adelante y causar peligro.

Después, en Calama, el equipo fue más vertical y ocurrió así porque el local jugó más adelantado y les brindó los espacios para poder atacar. En ese escenario táctico, la U encontró soluciones al fútbol de avances en la cancha, pero en el Nacional siempre será todo lo contrario. Tal vez, la exploración de un mediocampo con hombres de ida y vuelta evidente (por ejemplo, el panameño Armando Cooper) y de 'punteros-punteros' (tipos que busquen la línea de fondo y el envío del centro) pueda surtir efecto.

Esquema rígido

Kudelka no se ´casó' con ningún sistema de juego al ser presentado en la U, señalando que el esquema posicional a emplear iba a ser producto de cómo encontrara al plantel. Sin embargo, en los seis partidos que disputó en la Copa Chile siempre comenzó jugando con el sistema 1-4-1-2-3 y no se movió más de este dispositivo táctico.

Con Francisco Arancibia y Soteldo por las puntas y con Díaz, Mauricio Pinilla o Leandro Benegas por el centro, la fórmula es claramente atractiva. ¿Pero qué pasó cuando no contó con todos estos hombres? El DT probó con Leiva y Benegas en los puestos de aleros y la idea de desborde, triunfo en el uno contra uno y envío de centros con intención no cuajó. ¿En tales circunstancias no era más factible eliminar un atacante y sumar otro volante? Kudelka insistió con el trío de delanteros, desnudando una fe inquebrantable en la fórmula, aunque los punteros, en varios momentos, no actuaran según las exigencias ofensivas del puesto.

0 Comentarios

Normas Mostrar