LA ROJA

La historia detrás de la bandera gigante que acompaña a Chile

Bandera gigante de Chile en el amistoso de la Roja femenina ante Escocia.

Pascu Mendez

En cada partido que disputa la Roja femenina una bandera gigante se desplega en las tribunas. En Murcia, ante Escocia, no fue la excepción.

La selección chilena se enfrentó a Escocia en Murcia en uno de los últimos amistosos de preparación de cara a su debut en la Copa del Mundo de Francia que se realiza en junio.

Como ya es costumbre en cada duelo de la selección chilena, un grupo de chilenos acompaña al equipo dirigido, y junto a ellos un bandera gigante que no pasa desapercibida desde ningún punto del estadio.

La idea se gestó a través de Santander, uno de los auspiciadores de la Roja a partir de este año, y que busca reforzar su posición de "auspiciador incondicional con todas la Rojas" con un acción hasta ahora inédita.

No importa si se juega en Europa, Oceanía o América. Desde que la Roja sumó este nuevo auspicio, la bandera ha estado presente siempre en las tribunas, y el compromiso sigue en pie. Murcia es la primera escala, luego vendrá Alkmmar, y en dos meses París. 

Incondicionales en Jamaica

Antes de la gira por Europa, la bandera gigante ya estuvo en los encuentros que la selección disputó en febrero y marzo ante Jamaica en Kingston.