COLO COLO

La extensa amistad de Mosa y Paredes se hunde por dinero

El delantero volvió a Macul cuando el empresario ya era principal accionista de ByN. El día que Ruiz-Tagle tomó el control, el jugador dedicó un sentido mensaje.

Los abrazos y elogios mutuos ya son parte del pasado. Aníbal Mosa evidenció su clara distancia con Esteban Paredes, luego de que Blanco y Negro no alcanzara un acuerdo con el plantel por la reducción de sueldos. Los dos hombres fuertes de Colo Colo llevaban años de amistad.

El 2014, cuando Paredes regresó desde el fútbol mexicano, Mosa ya era el principal accionista del club. Un año más tarde, el empresario asumió como presidente de la concesionaria. En ese contexto se formó la relación cercana.

Mosa siempre declaró su admiración por Paredes: “Lo de Esteban da para ponerle una estatua”, dijo el 2017, después que el delantero fue figura en un Superclásico ante la U. Las negociaciones entre ambos, principalmente en materia de premios, resultaban con éxito.

La principal demostración de afecto llegó en abril del 2018, cuando Gabriel Ruiz-Tagle tomó el control de Blanco y Negro: “Quisiera transmitir el más sincero apoyo y agradecimiento para Aníbal, quien supo poner los intereses de nuestro amado club por sobre todo”, escribió Paredes.

La amistad creció: Mosa, como director y principal accionista, visitó constantemente el camarín de Colo Colo. El portomontino, incluso, recibió regalos e hizo promesas: “Le dije a Esteban (Paredes) que cuando se retire, puede ser gerente deportivo”, decía a AS.

Después, cuando volvió a la presidencia, Mosa le dio libertad absoluta para elegir la fecha de término de contrato: “Por mí, que jugara hasta los 40 años”. Y así fue: Paredes renovó vínculo con el club por un año más.

Sin embargo, cuando menos se esperaba, la crisis sanitaria derrumbó la cercanía: “Obviamente que la relación (con Paredes) quedó dañada (…) No es ético ni correcto que se le pague todo a los jugadores”, apuntó el presidente en la conferencia del quiebre.

Paredes, en su faceta más polémica, respondió: “Una empresa que tiene mala administración. Si fuera del pueblo, juego gratis”, escribió para terminar de hundir una fidelidad que sufre su primera gran fractura.