COLO COLO 2 - WANDERERS 3

El susto de Paredes y una banca 'europea': el lado B de la vuelta del fútbol

La presencia de dos subsecretarios, o la decisión de Wanderers en el entretiempo, fueron algunas de las situaciones que llamaron la atención en el Monumental.

El susto de Paredes y una banca 'europea': el lado B de la vuelta del fútbol
Diego Vega

El fútbol chileno regresó con una sorpresa: Santiago Wanderers, que estaba en el último lugar de la tabla, dio el golpe ante Colo Colo por la octava fecha. Muy diferente al contexto habitual, el Monumental vivió una tarde con goles, enojos, instrucciones, pero también anécdotas. Esas historias que marcaron el primer partido de Primera División en medio de la pandemia. Así fue el lado B en Macul.

Una banca a la ‘europea’

Tal como ocurre en otros países, la banca de suplentes se instaló en el sector Océano del Monumental. Allí había más espacio para respetar el distanciamiento social. El sector habitual solo quedó disponible para el cuerpo técnico (y médico). Los jugadores de ambos equipos, eso sí, tenían un trayecto más largo para llegar a la cancha. Los primeros futbolistas de Colo Colo que bajaron a calentar fueron Matías Fernández, Vicente Pizarro, César Fuentes y Nicolás Blandi.

Los jugadores suben por Océano.

Sanitización de los zapatos

Las personas acreditadas tuvieron que pasar por alrededor de cinco controles al ingresar al estadio. En el primero solo se solicitaba credencial. Después había medición de temperatura y el tercer punto contaba con la presencia de Carabineros, quienes revisaban los elementos de cada persona. Casi al lado de ellos, había personas encargadas de sanitizar la ropa. Pero con un cuidado especial a los zapatos. En el quinto espacio hubo una pequeña inspección a las credenciales, mientras funcionarios ofrecían alcohol gel para quienes necesitaran.

La sorpresiva decisión de Wanderers

El protocolo de la ANFP obliga a que los equipos se trasladen separados al camarín en el entretiempo. Agrega, además, que en ese lugar solo deben estar los futbolistas “que participaron del juego”. Miguel Ramírez sorprendió con una decisión: todo el plantel se quedó en la cancha. El club fue autorizado, pues estarían “al aire libre”.

Wanderers se quedó en la cancha.

Las autoridades ‘fuertes’ de la salud

El subsecretario de Redes Asistenciales, Arturo Zuñiga, llegó al Monumental después de mediodía. La autoridad ingresó cerca de las 12:50 horas a dar una entrevista en televisión. Más tarde, durante el minuto de silencio de los planteles, Zuñiga apareció junto a la subsecretaria de Salud Pública, Paula Daza. Ambos fueron parte del pasillo dedicado a homenajear al personal de salud. Los dos han sido ‘rostros’ del difícil contexto que vive Chile desde marzo.

Minuto 15: aparecieron los “hinchas”

Si bien el Monumental no podrá recibir público en mucho tiempo, la directiva de Blanco y Negro se las ingenió para que Colo Colo disputara el encuentro con un ambiente similar. Antes del partido se probó una grabación con cantos de los fanáticos, y finalmente se implementó cuando transcurrían 15 minutos del partido. “Dale dale, dale oh”, se escuchó. Ese audio puso fin al silencio que permitía oír los gritos de la cancha.

Un Esteban Paredes protagónico

Además del golazo que abrió el marcador en el Monumental, el delantero fue protagonista de otros dos momentos. El primero, cuando cada plantel realizó el particular saludo hacia el público. Pero, esta vez, en un recinto sin espectadores. El delantero sonrío y lanzó una broma al cuerpo arbitral que encabezó Ángelo Hermosilla. El segundo fue con susto. Cerca del minuto 30, el delantero fue a saltar y sintió un fuerte dolor. Se notó en su rostro. De todas formas continuó en cancha.

El dolor de Paredes