Entrevista AS

"Fui muy inmaduro y decidí mal en el Atlético de Madrid; ahora estoy feliz en Deportes Antofagasta"

Andrés Robles aborda su buen momento en el norte, donde apuntan a la Copa Sudamericana. También repasa los episodios más llamativos de su carrera: España, Dani Alves, Cafú...

0
"Fui muy inmaduro y decidí mal en el Atlético de Madrid; ahora estoy feliz en Deportes Antofagasta"

La alegría ronda en el plantel de Deportes Antofagasta. A falta de dos jornadas para el término del Torneo Nacional, la escuadra nortina se sitúa en la sexta posición con 43 unidades y, por ahora, estaría clasificando a la Copa Sudamericana. Los dirigidos por el novel Diego Reveco le abren la puerta a la ilusión y así lo reconoce Andrés Robles (27), uno de los líderes del equipo. "Estamos pasando por un muy buen momento", resume el defensor en diálogo con AS.

Robles transmite confianza, aunque no olvida ser autocrítico. "Hay que resaltar que el torneo ha sido muy irregular y nosotros igual hemos pasado por eso. Pero en la recta final del campeonato nos afianzamos y hemos sacado puntos necesarios para llegar a esta posición. Estoy feliz por el equipo y por las cosas por las que estamos luchando", manifiesta el futbolista, quien en esta charla también aborda su buen nivel y algunos episodios llamativos de su carrera.

- ¿Qué ha cambiado con Diego Reveco tras la partida de Juan José Ribera?
- Diego es un técnico muy joven, muy capacitado, y él, estando en la interna del club, conoce casi al plantel por completo, sus cualidades uno por uno. Le ha sacado rendimiento a cada jugador en su posición, y los partidos que antes se nos complicaban bastante, ahora los sacamos adelante.

- ¿Ya se sienten dentro de la Copa Sudamericana o aún es prematuro para afirmar aquello?
- Uno como futbolista nunca puede dar algo por ganado o por perdido. Uno tiene que luchar hasta el final para, cuando se selle esa clasificación, poder festejar o decir 'estamos dentro'. Hasta que no se consiga, estaremos enfocados en seguir luchando por entrar a esa copa.

- ¿Cómo describiría su momento personal?
- Estoy feliz. Como persona y como futbolista. Encontré mi lugar en este equipo, en la ciudad, y también estoy contento porque es uno de los primeros años que juego seguido en mi posición.

De tijera. Así fue uno de los goles de Andrés Robles en el Torneo Nacional.

- El sitio estadístico SofasScore lo ha incluido en varios equipos ideales. Me imagino que eso lo anima aún más...
- Sí. Estas cosas gratifican y amplían el rendimiento que uno pueda marcar.

- Usted también ha aportado en faceta ofensiva, con dos goles y una asistencia...
- Es una faceta que, si las cumples, es netamente para aportar al equipo e ir sumando en esa propuesta que nos planteamos como equipo, de llegar al ámbito internacional.

- ¿Qué planes o metas tiene para el futuro?
- Estoy viviendo el presente en Antofagasta, muy feliz, tratando de día a día hacer las cosas de buena forma, de cumplir las metas que nos propusimos como grupo. Después, personalmente, mis metas fueron tratar de ser un aporte para el equipo, tratar de terminar lo más alto posible en la tabla, tratar de clasificar a una copa internacional, ser regular en mi posición y mantener la titularidad. Eso me mantiene contento y sé que a futuro me puede dar frutos para jugar en otro nivel o aquí mismo en Chile. Pero eso va a llegar con el tiempo.

- ¿Algún equipo grande de Chile, por ejemplo?
- Más que un equipo grande, creo que las oportunidades se dan solas. Si haces las cosas bien, obviamente te van a empezar a mirar de distintos clubes. ¿Si he tenido alguna oferta? Siempre existen conversaciones, pero hasta el día de hoy no hay nada concreto.

"Fui muy inmaduro y tomé malas decisiones en el Atlético de Madrid".

- Mirando su carrera, quizás lo más llamativo y sorpresivo fue cuando estuvo en el Atlético de Madrid B. ¿Qué puede comentarme acerca de esa etapa?
- Siendo sincero, me encontré con una realidad totalmente distinta, en la que fui muy inmaduro como persona, como niño con 19 años, y no supe adaptarme rápido a lo que me pedía el hecho de estar en un equipo grande del mundo. El tiempo se me pasó muy rápido y el no poder adaptarme me pasó la cuenta. Tuve que volver al año y medio a competir a Santiago Wanderers. Fue un proceso en el que no logré darme cuenta en el lugar que estaba. Tomé malas decisiones.

"Siempre veía cómo entrenaban José María Giménez y Diego Godín. Les tenía una admiración terrible".

- ¿Alcanzó a compartir con alguna figura del plantel estelar de Diego Simeone? Quizás un entrenamiento...
- Sí, entrenaba bastante con el primer equipo. Era una o dos veces por semana, y competía con el equipo B. Como defensa central, siempre veía cómo entrenaban José María Giménez, Diego Godín, Filipe Luis. También Gabi, un volante de contención. Habían varios que llamaban la atención. Eran figuras mundiales y les tenía una admiración terrible.

- Por otra parte, en Brasil, con Agua Santa, le tocó enfrentar al Sao Paulo de Dani Alves, Bruno Alves, Juanfran... ¿Cómo fue esa experiencia?
- Haber jugado contra rivales de esa categoría fue una experiencia bonita. Después también me tocó ganarle al Corinthians de Cassio, Vagner Love, Pedrinho, Fagner, quienes permanentemente están jugando Copa Libertadores y torneos internacionales.

Robles, con Agua Santa, enfrentando a Dani Alves en Brasil.

"Quedé loco cuando vi a Cafú y Denilson".

- En Brasil también pudo compartir con Cafú y Denilson, dos campeones del mundo. ¿Cómo fue ese momento? (Ver foto principal)
- Es una anécdota extrafutbolística que recuerdo mucho. A Brasil me lleva Ailton da Silva, un ex jugador que pasó por O'Higgins y Católica. Se dio la oportunidad de ir a competir al torneo paulista. La cosa es que mientras yo me estaba preparando para el campeonato, Ailton, que era amigo de Cafú y Denilson, me dijo 'te tengo una sorpresa'. Me llevó a un asado y tuvimos viajar como doras hasta la finca de Cafú. Llegamos y cuando los vi (a Cafú y Denilson), quedé loco. Fue ver a dos estrellas mundiales de la historia del fútbol. Fue una experiencia bonita.

- ¿Pudieron conversar algo?
- Más que fotos, algún video, un saludo para un amigo, o algo por el estilo, fue netamente escuchar lo poco y nada que entendía del portugués (ríe).

- La última, y lo cambio de tema. Usted es formado en Santiago Wanderers... ¿Cómo vive el momento del club desde la distancia?
- Es duro ver a Santiago Wanderers en esas instancias, bajando de categoría. Pero estoy confiado en lo que es Wanderers. Wanderers es Valparaíso y viceversa. Como siempre se han caracterizado a los wanderinos y a los de Valparaíso, lo van a sacar adelante. Una vez más. Van a volver muy pronto a Primera División, donde tienen que estar.

Andrés Robles disputa la pelota con Santiago Silva en un Santiago Wanderers-Universidad Católica.