ADN RadioConcierto Radio
NewslettersRegístrateAPP
españaESPAÑAargentinaARGENTINAchileCHILEcolombiaCOLOMBIAusaUSAméxicoMÉXICOperúPERÚusa latinoUSA LATINOaméricaAMÉRICA

ENTREVISTA AS

El 'Pirlo Boliviano': del Milan a la ganadería en seis años

Sebastián Gamarra, con sólo 25 años, protagoniza otra de las tantas historias que no llegaron a su fin. "Tuve muchas lesiones", confiesa.

La PazActualizado a
El 'Pirlo Boliviano': del Milan a la ganadería en seis años

Sebastián Gamarra asomaba como la gran promesa del fútbol boliviano. Con tan sólo 11 años fichó por el Brescia de Italia y a los 14 lo compró el Milan, pero con 25 ya está retirado del profesionalismo. El ex volante hoy actúa por Atlético Ciclón, un club de la Asociación Tarijeña de Fútbol, básicamente deporte amateur. Tras pasar por el cuadro "rossonero", defendió al FeralpiSalo y Pisa de Italia, además del Oriente Petrolero de su país.

Él, en todo caso, no se reprocha nada ni tampoco esconde cosas. En diálogo con AS Chile, recordó su periplo por Europa y comentó qué terminó con su promisoria carrera. En Europa lo bautizaron como el "Pirlo Boliviano", pero el final fue abrupto.

"En 2020 terminé en Oriente Petrolero y luego abandoné el fútbol por problemas en la rodilla. Decidí retirarme, tengo problemas crónicos. Ahora trabajo en ganadería y agricultura. Además, estoy estudiando Odontología. Mi padre y mi esposa son odontólogos. Mi señora, además, está embaraza, entonces le estoy dedicando tiempo a la familia", cuenta Sebastián Gamarra.

- ¿Qué tan graves fueron los problemas físicos?
- Me corté los ligamentos dos veces y luego tuve un desgarro de 15 centímetros en el cuádriceps. Tenía que operarme y nunca lo hice. Mi problema fue físico, pero después ya la cabeza te va jugando mal igual. Entras al campo con miedo a lesionarte.

- En Brescia fue compañero del chileno Nelson Bustamante, otro jugador del cual se esperaba mucho...
- Sí, él me ayudó muchísimo. El idioma era complicado y como él llegó antes, me enseñó italiano. Era un crack, un zurdo de pegada exquisita.

- Más allá del retiro, ¿nunca pensó quedarse en Italia en vez de volver a Bolivia?
- Es que por esos años mi padre necesitaba un trasplante de hígado y yo se lo iba a dar. Por suerte, tuvo un tratamiento que evitó el trasplante, pero por eso también regresé.

- ¿Siente que el apodo de "Pirlo Boliviano" le jugó en contra?
- En Europa funciona mucho el cupo de extranjero. Yo era boliviano y lo clubes tenían para tres foráneos, eso te juega en contra. Si tienes paridad futbolística con otro chico, lo prefieren a él solo por ser italiano y eso te afecta. Pero más allá de eso, yo no busco excusas: tuve mis lesiones y mis carencias. Ahora estoy trabajando para traer filiales del Milan o el Parma a Bolivia. Quiero que otros niños tengan la oportunidad que yo tuve.

- ¿Pudo materializar sus finanzas o no ganó mucho en Italia?
- Sí, gracias a Dios me fue bien a mi corta edad. Tuve buenos ingresos y eso me sustenta para vivir e invertir en las cosas en que estoy.

- ¿Cómo ve el partido de este martes entre Bolivia y Chile?
- Chile tiene bajas importantes, como Claudio Bravo, Arturo Vidal y Eduardo Vargas. Bolivia, por su parte, los tiene a todos y esperemos que puedan ganar. Tuve la oportunidad de jugar contra la Roja y ahora apoyo como hincha.

- ¿A qué futbolista chileno admira?
- Tuve la oportunidad de jugar contra David Pizarro cuando estaba en la Roma y después me lo encontré en la Selección en la Copa América de 2015, cambiamos camiseta. Él jugaba en mi posición, me gustaba mucho. Además, tiene un gran lado humano, es muy honesto.

- ¿Y qué opina de Arturo Vidal? Cuando usted estaba en Italia, él era ídolo en la Juventus...
- A mí me encanta. Su garra, su actitud... Creo que es de los mejores de la historia de Chile. Jugó en los mejores equipos del mundo y siempre se ha mantenido a un nivel increíble. En Europa es difícil mantenerse, más en los equipos en que él estuvo. ¡Es espectacular!

Normas

Para poder comentar debes estar registrado y haber iniciado sesión. ¿Olvidaste la contraseña?