ADN RadioConcierto Radio
NewslettersRegístrateAPP
españaESPAÑAargentinaARGENTINAchileCHILEcolombiaCOLOMBIAusaUSAméxicoMÉXICOperúPERÚusa latinoUSA LATINOaméricaAMÉRICA

Entrevista AS

“Sufría en mi pieza, siempre estaba triste, pero mi papá me dijo que persevere... Así logré debutar”

Javier Cordero se estrenó como profesional en Barnechea. Su historia sabe de superación: “Tuve una fractura en la cara. Me pegaron un rodillazo y quedé inconsciente”.

Actualizado a
“Sufría en mi pieza, siempre estaba triste, pero mi papá me dijo que persevere... Así logré debutar”

Hasta que un día llegó el momento que tanto esperaba. A sus 22 años, Javier Cordero debutó como profesional en el arco de Barnechea, en la sorpresiva victoria por 3-2 sobre Magallanes. El joven entró en acción a los 72′, cuando tras la expulsión del meta Cristian Campestrini reemplazó a Juan Ignacio Duma.

Al ingresar, Cordero se encontró con un penal en contra. Sin embargo, Felipe Flores, quien se paró frente al balón, elevó el disparo. A partir de eso, el ánimo del meta creció y su personalidad afloró en cada intervención. “Tuve un par de saques malos, pero me sentí bien, cómodo y seguro”, cuenta el portero en diálogo con AS.

Y profundiza: “Igual fue complicado debutar, porque no me lo esperaba, aunque después me relajé... Cuando estaba poniéndome las canilleras y subiéndome las medias, el profe de arqueros y el kine, que son con los que más tengo confianza, me decían ‘esta es tu oportunidad’. Sentí orgullo. Le tengo mucho cariño al club”. Javier Cordero es formado en la escuadra huaicochera.

- Considerando que ya lleva tres años en el primer equipo de Barnechea. ¿La pasó mal por no jugar?

- No. Siempre esperé que llegara el momento. Mi papá siempre me decía lo mismo: ‘Persevera y te va a tocar’.

- Hace poco, usted también sufrió una dura lesión...

- Sí, una fractura maxilofacial. Fue en la pretemporada de este año. Venía jugando todos los amistosos, de segundo arquero, y lo asumí de buena manera. Y ya en el último partido, contra Unión San Felipe, prácticamente en el final, saco una pelota fuera del área y choco con un rival y me pega el rodillazo en la cara. Quedé inconsciente... Después llegó el paramédico, me llevaron a urgencias y me operaron a la semana. Todo fue muy malo, porque estuve parado dos meses.

“Este año tuve una fractura en la cara. Me pegaron un rodillazo y quedé inconsciente. Todo fue malo, ya que estuve parado dos meses”.

Javier Cordero
Javier Cordero, a la derecha, en Barnechea.
Ampliar
Javier Cordero, a la derecha, en Barnechea.

- ¿Y le costó mucho el retorno?

- Más me costó más volver a las citaciones, porque igual estaba compitiendo con Sebastián Salas, que es con el que peleamos el segundo puesto de arquero. Los dos tenemos muy buen nivel.

- ¿Ha tenido momento más complicados?

- Uno siempre sufre en la carrera, pero el año pasado estuve a préstamo en Deportes Colina y buscaba la oportunidad de debutar. Y no me tocó, no pude hacerlo. Fue donde más sufrí, porque fui todos los partidos a la banca. Yo lo había hablado en Barnechea, que salía a jugar, a hacer mi debut, a hacer mis primeras armas en el profesionalismo, pero no se dio. Entonces, ahí Barnechea me dio la posibilidad de volver este año y el debut se dio de forma inesperada.

- ¿En qué se reflejaba su sufrimiento en Colina?

- En la motivación para entrenar. Como que no le agarraba ese gustito al fútbol, como que ya no quería... Estaba con mi pareja y la sufrí un montón en mi pieza, siempre triste por no poder jugar, pero mi papá me dio ese consejo de perseverar hasta que saliera. Ahora estoy contento de haber debutado.

“Sufrí un montón en mi pieza, siempre estaba triste por no poder jugar, pero mi papá me dio ese consejo de perseverar hasta que saliera. Estoy contento de haber debutado”.

Javier Cordero
Cordero en un entrenamiento de Deportes Colina.
Ampliar
Cordero en un entrenamiento de Deportes Colina.

- Cuénteme cómo fue este debut para su familia...

- Mi pareja, la ‘Romi’, estaba muy contenta. Gritaba, saltaba. Mi mamá y mi hermano también vieron el partido, y mi papá estaba trabajando. Pero no, todos estaban eufóricos. Lo esperaban igual que yo. Todos sabían lo que yo quería, entonces estaban bien contentos y saltando (ríe).

- Con el triunfo sobre Magallanes, quedaron a dos puntos de la liguilla...

- Todo el año hemos estado cerca de la liguilla, pero lo que más nos preocupa es la tabla ponderada. Ahí está más complicado.

- ¿Cuáles son sus objetivos personales?

- Desde que llegué al club, mi objetivo siempre ha sido dejar un marca, ser un jugador muy importante. Después me gustaría poder salir más hacia arriba y triunfar. Más que nada, quiero tener éxito en la vida.

Normas

Para poder comentar debes estar registrado y haber iniciado sesión. ¿Olvidaste la contraseña?