Leal no olvida: "Me decían que era cabrón y camillero"

O'Higgins

Leal no olvida: "Me decían que era cabrón y camillero"

Leal no olvida: "Me decían que era cabrón y camillero"

Andrés Piña

Photosport

El capitán rancagüino recordó los malos momentos cuando el equipo no rendía, pero ahora están cuartos y "se nos abren las expectativas".

La mala campaña en la etapa inicial del Clausura hizo un click en O’Higgins a fines de enero pasado, cuando fue despedido el entrenador Facundo Sava. Hasta ese momento, las críticas habían sido muy duras en torno al rendimiento del equipo y el capitán rancagüino Braulio Leal debió encarar la contingencia adversa con la mayor entereza.

Sin embargo, el mediocampista celeste parece haber archivado el asunto. “Ya pasó nomás. El fútbol es así, no puedes estar lamentándote. Yo siempre lo he dicho: el fútbol es presente y futuro. Afortunadamente estamos en un buen presente. Hemos mejorado mucho y esperamos hacerlo aún más. No vale la pena mirar para atrás. Obviamente que te puedes llegar a morir de pena si un mal resultado pasado te llega a afectar en el futuro. Ahora pensamos en los seis partidos que quedan y los queremos ganar”, sostuvo Leal a AS Chile.

En todo caso, existe una arista de la mala racha inicial que el volante aún recuerda con algo de contrariedad. “Habían críticas que iban más allá de lo futbolístico. Tocaban lo personal o muchas cosas que la gente no sabe y no tiene por qué saber también, porque eran cosas que ocurrían día a día. La gente, desconociendo detalles, se iba en contra de algunos jugadores, en especial de mí. Dijeron que era cabrón y que era camillero, cosas así. Cosas que no tienen nada que ver con la realidad”, afirmó.

“Como capitán del equipo, me tocó afrontar el mal momento del equipo. Recibí críticas de muchas partes, pero tengo la tranquilidad de que se entrenó siempre al máximo como equipo, tratando siempre de dar lo mejor de uno. Uno juega para ganar, pero muchas veces las cosas no se dan. Se es capitán no solo para las cosas bonitas, como levantar la copa, también hay que poner el pecho en las situaciones adversas”, agregó.

Hoy el panorama es distinto, ya que O’Higgins se ubica en la cuarta posición del Clausura. Los rancagüinos poseen 18 puntos y están a cinco unidades del puntero Colo Colo, lejos de los lugares postreros que merodearon en el comienzo de la temporada.

“Estamos contentos, porque hemos logrado jugar mejor. Estábamos muy preocupados por la forma de jugar que teníamos y por no conseguir resultados. Nos pone contentos llevar siete partidos sin perder. Estamos en una posición expectante y se nos abren las expectativas. Esperamos seguir igual y estamos ilusionados de lo que pueda pasar más adelante”, manifestó.

“El equipo ha mejorado anímicamente y lógicamente que los resultados influyen mucho. Siete fechas sin perder te van dando una confianza diferente. Muchas cosas son diferentes cuando se pierde. Hemos mejorado mucho como equipo y cuando es así, las individualidades también mejoran. Estamos entusiasmados, pero siempre con calma”, añadió Leal, quien posee una visión clara sobre las causas que elevaron el nivel del elenco de Rancagua.

“Lo más importante es que encontramos un equilibrio en nuestro juego. En un momento no atacábamos bien y no encontrábamos el juego apropiado para las circunstancias del partido. Hemos logrado una seguridad defensiva, que después nos permite atacar tranquilos y jugar los 90 minutos serenos con la posibilidad de ganar”, explicó el mediocampista.

“En el plantel siempre hubo un muy buen ambiente. Nosotros nos entregamos por entero en cada entrenamiento, buscando lo mejor para jugar lo mejor posible. No se nos dieron los resultados, pero tenemos un grupo espectacular, de gente buena, buenas personas y buenos futbolistas. Sabíamos que si mejorábamos ciertos detalles, íbamos a elevar los resultados. Nunca nos desesperamos y ya superamos ese momento. Esperamos seguir igual o mejor de cómo estamos”, confidenció.

Finalmente, Leal evitó dar por hecho que el equipo ya estabilizó el rendimiento y, por lo tanto, ahora solo vendrán satisfacciones.

“Nos vamos con calma y así lo planteamos siempre. Para nosotros, el partido más importante siempre es el que viene. Ahora se nos viene Huachipato, que es un rival que juega muy bien. Estamos muy ilusionados, pero siempre vamos con calma y partido a partido”, expresó en torno al duelo de este sábado, en Talcahuano.

“Tú puedes jugar muy bien, pero si no ganas, hay críticas. La gente quiere que el equipo gane. Nosotros buscamos ganar siempre y jugando bien. Tratamos de imponer nuestro juego en la cancha. Muchas veces para el hincha lo importante es ganar. Estamos mejorando mucho y hemos hecho muchas cosas buenas. Creemos que hay muchas cosas por corregir y así tendremos posibilidades de seguir avanzando más rápido”, recalcó el capitán de los rancagüinos.

0 Comentarios

Normas Mostrar