Serbia 0 - Chile 1

Maripán resuelve el problema

Un gol del defensor del Alavés a tres minutos del final le dio el triunfo a la Roja en su segundo partido amistoso en Austria.

Austria
0
Guillermo Maripán
ANDRES PIÑA/PHOTOSPORT

Chile logró un angustioso triunfo ante Serbia por la cuenta mínima gracias, nuevamente, a un certero cabezazo de Guillermo Maripán. La Roja lució mejor que ante Rumania, pero quedó en deuda con el finiquito. El triunfo pudo ser por un resultado más expresivo.

El cuarto examen de Reinaldo Rueda comenzó con temperatura baja y una lluvia torrencial. La cancha del Merkur Arena de Graz estaba blanda y la Roja no se sentía cómoda. El inicio del partido coincidió con el mejor momento de Junior Fernandes. El extremo derecho chileno fue derribado dentro del área serbia, pero el juez austríaco Alexander Harkam no consideró que fuera una falta penal.

Los serbios avisaron 10 minutos más tarde. Radonjic superó a Paulo Díaz y envió un derechazo que desvió al tiro de esquina el debutante Gabriel Arias. El tiro era complicado porque había rebotado en la pierna de Enzo Roco.

El trámite del partido no consideraba el vértigo. El juego era trabado en el mediocampo y a ambos equipos les costaba acercarse al arco contrario. Pudo cambiar la historia a los 21', pero le sancionaron fuera de juego a Felipe Mora cuando estaba habilitado. La cesión perfecta había sido de Junior.

La ocasión más clara del primer tiempo fue a los 24'. Lorenzo Reyes hizo un cambio de frente para Paulo Díaz, quien se la bajó a Sagal. El zurdo pifió la volea y desvió el remate desde inmejorable posición. Arias pasó susto con un zurdazo cruzado de Koralov. Pasó cerca, pero el meta calerano tenía bien cubierto en el segundo palo.

A los 26 segundos de reanudado el partido, Mora casi anota de carambola. Su tiro angulado fue desviado por el portero Stojkovic. Y a los 65', el meta de los balcánicos desvió espectacularmente una volea de zurda de Diego Valdés. El portero pasaba a ser figura en un partido que se jugaba a media máquina y dejaba gusto a poco.

Rueda cambió a los laterales. Envió a Sebastián Vegas y José Bizama por Miiko Albornoz y Díaz, respectivamente. Ángelo Henríquez, quien reemplazó a Mora, protagonizó el blooper del partido (y posiblemente de la semana) a 15 minutos del final. Junior lo dejó solo en el área chica y desvió cuando era más difícil echarla afuera que adentro. Lo más claro de Chile y el delantero del Atlas se agarró la cabeza sin entender qué había pasado.

Seis minutos después volvió a desviar desde el punto penal, aunque esta vez era un remate pifiado de Fernandes que le llegó. Matic pudo desnivelar a ocho minutos del final, pero pilló bien parado a Arias, quien contuvo un tiro a quemarropa.

El desnivel y premio merecido de la Roja vino a los 87 minutos. Guillermo Maripán conectó de cabeza en el área chica un centro del recién ingresado Martín Rodríguez y sentenció el segundo triunfo de la Era Rueda. De paso, el defensor del Alavés es el goleador de Chile en Austria, con su segundo tanto en igual número de partidos.

La cuarta prueba consecutiva ante equipos europeos dejó un mejor sabor de boca. Los rendimientos individuales van en aumento, pero el finiquito sigue siendo una materia pendiente.