TORNEO NACIONAL

El 'invento' de Salas para llegar al subliderato con Colo Colo

Ante Palestino, el DT se inclinó por un sistema táctico no visto antes en sus años de labor, buscando no 'tocar' a Jorge Valdivia y atacar con dos centrodelanteros.

0

Otra vez lo hizo Colo Colo en el Estadio Monumental. Tal como en el agónico triunfo por 1-0 frente a Antofagasta también actuando como dueño de casa. Los albos superaron en los descuentos por 2-1 a Palestino, con tantos en los minutos 84 y 94, y mucho tuvo que ver en la remontada la inesperada innovación táctica que desarrolló en el segundo tiempo Mario Salas.

El Cacique caía por la cuenta mínima en el regreso del descanso en Macul. El local había cumplido un desempeño discreto durante la primera parte, como lo admitió el propio DT colocolino. "No llegamos mucho, pero igual creo en ese momento era un partido equilibrado", dijo Salas, quien para cambiar el panorama sustituyó a Gabriel Suazo por Andrés Vilches.

El 'invento'

Ya estaba en la cancha Javier Parráguez y el recién ingresado entonces se ubicó junto al ex acerero, formando una dupla de centrodelanteros. El nuevo diseño ofensivo dispuesto por el entrenador albo estableció el retroceso de los extremos locales, Gabriel Costa y Pablo Mouche, como mediocampistas interiores, acompañando a Esteban Pavez, quien se situó como único volante central.

Por delante del trío, Jorge Valdivia continuó en su papel de 'constructor' de juego ofensivo, en la posición de '10', dando vida en la mitad de la cancha a una alineación conocida en el fútbol como formación en rombo. De este modo, Salas sorprendió con un sistema de juego 1-4-3-1-2, algo no visto antes en la labor del DT chileno.

En su paso por la UC, en situaciones de máxima urgencia por remontar marcadores adversos, Salas siempre optó por un esquema posicional 1-4-4-2, transformable en un 1-4-2-4, cuando recurrió a atacar con dos centroatacantes. Sustituía un volante con el ingreso de un ariete y los dos mediocampistas restantes formaban un 'doble 6' para establecer el equilibrio. Por lo tanto, lo mostrado ante Palestino es una nueva creación. 

El factor Valdivia

Ante Palestino, y con Valdivia en la cancha, resultaba inviable que el Mago actuara a un costado de Pavez. Por lo tanto, Salas optó por improvisar a Costa y Mouche como volantes interiores, con amplia libertad en la etapa de ataque organizado para situarse como extremos. Sin embargo, en la fase defensiva, ambos retrocedieron en diagonal para situarse junto a Pavez y estabilizar a los albos, pues 'sacrificar' a Valdivia con un repliegue profundo no resulta aconsejable.

"El movimiento de sacar un volante y poner un delantero marca algo. Marca una forma de jugar muy especial. Fue una variante que nos resultó muy bien. Es algo que debemos tener en cuenta", dijo Salas al respecto.

"Da para pensar si se parte con dos atacantes centrales o se usa solo como variante. Es un sistema (el 1-4-3-1-2) que hay que practicarlo muy bien. Ofensivamente es un sistema que nos da dividendos, pero en defensa corremos riesgos, porque los espacios que quedan en el medio son muchos", agregó el DT en torno al 'invento' táctico que sorprendió en el Monumental.