Adiós, Tanque

Carlos Campos ha muerto. El Tanque es uno de los futbolistas más importantes en la historia de la Universidad de Chile. Nadie convirtió más goles que este delantero que festejó 199 veces con la camiseta azul. Fue tres veces goleador del certamen (61, 62 y 67), siete veces campeón comandando el legendario Ballet Azul. Además fue máximo anotador en clásicos contra Colo Colo (16 goles), mismo récord contra el otro archirrival, la Universidad Católica (14 goles).

A nivel estadístico, el Tanque es historia pura. Pero su vínculo con el club de su alma excede los números e instala a Campos en un lugar donde pocos han llegado.

Carlos Campos llegó a la U a los 11 años. El destino circular indica que debutó en Primera División un 11 de noviembre de 1956, ante Audax Italiano. Muchos años después fallecía un 11 de noviembre del 2020 en el Hospital de Ovalle.

Después de hacer más goles que nadie, ganar más títulos que nadie, ser varias veces máximo anotador del campeonato, la U decidió no renovar su contrato en 1969. Carlos Campos tomó sus cosas, se despidió de todos y se fue a su casa. Recibió ofertas de varios clubes pero las rechazó de plano, argumentando el motivo más poderoso de todos: no podía vestir otra camiseta que no fuera la de su amado club. El Tanque tenía 32 años.

Cuando vemos futbolistas que exigen contratos infinitos, millonarios, cuando vemos a jugadores rasgar vestiduras cuando un técnico los deja en la banca o no les renuevan contrato, sería bueno contarles la historia del máximo goleador en la historia de la U, que al momento de dejar el club de toda su vida se fue sin reclamar, sin jamás hablar mal contra los directivos que tomaron la decisión de no extender el vínculo ni contra el entrenador que lo marginó. Entendió Campos que eran decisiones dolorosas, pero parte de una actividad que excedía su figura. Comprendió el Tanque que incluso él, con todos sus registros y marcas, no era más grande que el club, su camiseta y el escudo que defendía.

Carlos Campos es hijo de otra época. Otro fútbol. Otra industria. Otro país, uno con valores que hemos rezagado en pos del éxito inmediato y del individualismo desmedido.

Tanto era el amor por su club, que de cara a un duelo contra Colo Colo los dirigentes azules le pidieron que moviera la fecha de su matrimonio porque coincidía con el clásico. El Tanque accedió. Hizo tres goles en ese pleito

Carlos Campos ha muerto. Tenía 83 años. Es nuestra responsabilidad mantener su historia viva en la memoria de los más nuevos. Es un deber.