ADN RadioConcierto Radio
NewslettersRegístrateAPP
españaESPAÑAargentinaARGENTINAchileCHILEcolombiaCOLOMBIAusaUSAméxicoMÉXICOperúPERÚusa latinoUSA LATINOaméricaAMÉRICA

LA ROJA

El sello de San Carlos: un adiós y la razón que conquistó al camarín de la Roja

El cierre de la generación dorada fue con una eliminación, pero también con un homenaje. La ovación del público emocionó a los futbolistas de la Selección.

Actualizado a
El sello de San Carlos: un adiós y la razón que conquistó al camarín de la Roja

El árbitro decretó el final del partido y la Roja se quedó sin Mundial por segunda vez consecutiva. El cuerpo técnico ingresó a la cancha y la tristeza se apoderó de los jugadores. El público de San Carlos de Apoquindo, lejos de cuestionar, le dio una última ovación a la generación dorada.

Mientras los futbolistas se abrazaban y lloraban en el centro del reducto, el publicó explotó: aplausos de pie, el ya tradicional ‘dale bicampeón’ y cánticos personalizados. A Gary Medel y especialmente, a Arturo Vidal.

El mediocampista de Inter, o el mejor futbolista chileno de la historia, caminó solo hacia la tribuna Mario Lepe y se secó las lágrimas con su mano derecha. Vidal levantó la mano y agradeció.

Alexis Sánchez se sacó la camiseta de la Selección y fue el primero en partir al camarín. Pese a la frustración, el goleador histórico de la Roja también valoró el apoyo de los espectadores.

Esa cercanía es justamente lo que conquistó al plantel de la Roja. Los futbolistas sentían el respaldo en San Carlos y le pidieron a la ANFP jugar allí. En la noche del martes, pese a la derrota y eliminación, el lazo volvió a quedar en evidencia.

Antes del partido y en el entretiempo, ocurrió algo similar. Vidal aplaudió a los hinchas cuando ingresó a jugar el segundo tiempo. Y después, cuando ya había pasado una media hora desde el final del partido, también. Varios jugadores se pudieron retirar tranquilos, firmaron autógrafos y se tomaron fotografías, como ídolos que no pierden el respeto tras una eliminación.