TORNEO NACIONAL

Los líos para el duelo con la U que afronta el DT de O'Higgins

Los líos para el duelo con la U que afronta el DT de O'Higgins

SEBASTIAN CISTERNAS/PHOTOSPORT

Mauricio Larriera no ha logrado elevar el nivel de los rancagüinos. Realizó cambios de sistema táctico, pero todo sigue igual. "No se ha visto el sello nuestro", dijo.

Para Mauricio Larriera, el inicio de su ciclo como nuevo DT de O'Higgins ha estado lleno de problemas. El uruguayo ha dirigido los cuatro primeros partidos de la segunda rueda, tras reemplazar a Gabriel Milito, pero los rancagüinos solo vencieron a Everton (1-0) y cayeron luego ante La Calera (2-3), San Luis (0-2) y Antofagasta (0-3).

"Tengo esperanza y la fe de que se puede sacar rendimiento. Tenemos partidos durísimos por delante. Lo que nos queda, como consuelo de tontos, es que el fútbol y la vida siguen dando oportunidades", sostuvo Larriera, poniendo foco en el próximo desafío contra Universidad de Chile, en el Estadio Nacional.

"Todavía no se ha visto el sello nuestro. Por momentos hay aspectos que sí son parte nuestra, pero estamos en un trabajo bien complejo, sustentando nuestro modelo e idea en relación a lo que nos dejaron. El partido contra la U será dificilísimo", agregó el técnico charrúa.

Mala cara

Los cierto es que, bajo la conducción de Larriera, las críticas al cuadro celeste en Rancagua, que anteriormente provocaron la renuncia de Milito, no han cesado, en vista de la baja producción futbolística.

De los 12 puntos disputados, O'Higgins solo obtuvo 3, lo que significa apenas un 25 por ciento de rendimiento. Además exhibe 3 tantos a favor y 8 en contra, con una diferencia de gol de -5.

En líneas generales, el equipo rancagüino se ha visto frágil en defensa, brindando repetidas chances al rival de turno para anotar en la portería de Miguel Pinto. En la faceta ofensiva, ha mostrado una tenencia del balón ineficaz, la que no se traduce en llegadas de peligro al arco oponente.

Soluciones improductivas

Durante los dos primeros encuentros de la segunda rueda, Larriera empleó un sistema de juego 1-4-2-3-1 y solo contra Everton, en el Sausalito, el esquema posicional le entregó réditos: O'Higgins consiguió el único triunfo del ciclo del uruguayo con un funcionamiento esencialmente defensivo. 

Ante San Luis, y luego de caer frente a La Calera en El Teniente, el DT implementó un cambio de sistema táctico, que no dio réditos favorables. En Valparaíso, los celestes utilizaron un esquema 1-3-4-1-2, pero hasta ahora ha sido la presentación más baja del equipo.

Contra Antofagasta, Larriera intentó cambiar el curso de las cosas con otra innovación táctica. No obstante, tampoco dio el efecto deseado.

El 1-4-4-2 desplegado en El Teniente solo le permitió lograr un acoso ofensivo durante el inicio del segundo tiempo, mereciendo por lo menos un gol cuando caía por 2-0. Sin embargo, los nortinos marcaron la tercera cifra y el partido murió para el cuadro de Rancagua.

"La idea desde que llegamos es sacar un buen rendimiento al equipo, que venía siendo competitivo. No me culpo, me responsabilizo y sigo siendo responsable totalmente. Tengo que buscar la manera de sacar buen rendimiento al equipo y que mejore", expresó el DT uruguayo.

0 Comentarios

Normas Mostrar