TORNEO NACIONAL

El singular método de Jaime Vera para la permanencia con Curicó

El singular método de Jaime Vera para la permanencia con Curicó

JOSE ROBLES/PHOTOSPORT

El DT cumplió la meta y los albirrojos ya están lejos del peligro. No todo fue trabajo en cancha, también realizó algo distinto en busca de la confianza del plantel.

Jaime Vera asumió la dirección técnica de Curicó, en reemplazo de Luis Marcoleta, con un misión bastante clara durante el pasado mes de junio. El DT debía alejar a los albirrojos de los últimos lugares en la tabla posiciones y que así la permanencia en Primera División no corriera peligro.

Faltando dos fechas para el final del campeonato, Vera alcanzó el objetivo, tras la victoria de los curicanos por 2-0 ante La Calera, en el Estadio La Granja. "Estamos contentos, porque creo que el equipo se mantuvo con un nivel de juego, a pesar de que nos costó ganar de visita", comenta el técnico chileno a AS Chile.

"Si el campeonato hubiera sido en una sola rueda como fue hasta el año pasado, nosotros habríamos estado peleando el campeonato, porque estamos dentro de los cuatro equipos que más puntos han sacado. Eso nos tiene contentos y felices. La gente y los hinchas también están contentos. Ojalá podamos hacer bien las cosas para el próximo campeonato", agrega Vera.

-El asunto no fue fácil: por momentos jugaban bien, pero no podían ganar.
-Claro, pero seguimos trabajando y tratando de convencer a los jugadores. Nuestro problema era que hacíamos pocos goles, nos costaba y no abrochábamos los partidos. Después del partido contra Everton, que ganamos 3-1, el equipo como que se soltó. Empezó a llegar a concretar con más claridad las ocasiones. Así y todo todavía estamos al debe con los goles a favor, en términos generales, pero creo que al final se concretaron las cosas que queríamos.

-¿Cómo reaccionaron los jugadores en la etapa difícil?
-Estaban convencidos. De hecho los trabajos que hicimos con ellos, aparte de entrenar, los fuimos citando a tomarnos un café. Conversamos, qué opinaban de la parte técnica, si creían que les faltaba algo o quitarles algo. Siempre teniendo en cuenta que ellos, sintiéndose bien, van a rendir más. Nos comentaron que se sentían bien, que tuviéramos confianza en ellos, que la cosa la iban a sacar arriba. Así fue y no nos equivocamos.

-¿Había empelado esa metodología de encuentros con los jugadores anteriormente?
-Sí, y conversábamos más que de entrenador a jugador, sino como que nos juntáramos un grupo de amigos a conversar. Nosotros les explicamos que éramos súper abiertos a conversar, de que también tuvieran confianza en nosotros, que se dejaran entrenar. Eso nos dio un buen resultado al margen de que jugaran o no lo hicieran. A todos los hemos tratado igual. Es una buena metodología para tener la confianza con los jugadores. Que ellos sepan que hay una autoridad en el plantel y que también nosotros cometemos errores y tenemos virtudes, como todo ser humano.

-¿Qué aspectos de desarrollo en la cancha fueron importantes para la mejoría en la tabla?
-Creo que lo mayor fue la convicción, especialmente de local. Nos hicimos fuertes en casa, no hemos perdido ningún partido. Hemos empatado dos y los demás los hemos ganado todo. Eso nos dio la capacidad de saber que podíamos zafar del problema y hacer una temporada más o menos tranquila a dos fechas de terminar el campeonato. Los jugadores se convencieron de eso y lo llevaron a cabo en la cancha.

-En un momento se la jugó y puso en el equipo a Blanco, Cortés y Espinosa, tres talentosos, arriesgando perder marca en el mediocampo.
-Lo que pasa es que castigaron a (Gabriel) Vargas, entonces pusimos a (Mauro) Quiroga y Blanco arriba, porque Blanco tiene muy buena capacidad goleadora y le gusta jugar como mediapunta. Aprovechamos también de poner a Carlos Espinosa, que tiene muy buen pie y muy buena técnica, y (Sebastián) Zuñiga y (Carlos) Cisterna eran los que contenían. Nos dio buen resultado, porque los jugadores jugaron bien al fútbol, que es lo que más nos interesa. Siempre hemos dicho que jugar bien o mejor que el rival entrega mejores posibilidades de ganar.

-¿Cuáles son las expectativas para el próximo año?
-Estamos esperando que termine la temporada para tirar líneas sobre la conformación del plantel. Sabemos que en estas fechas hay ofertas y jugadores quieren irse u otros se quieren quedar. Vamos a tratar de que todo sea lo más tranquilo posible, que no trastoque estas dos últimas fechas, porque todavía no termina el campeonato. Trataremos de fortalecer el plantel antes que sacar gente. Fortalecer a los que tenemos y tratar de subir el nivel. La idea es estar dos escalones más arriba que este año. Hay que consolidar el equipo.

-Pudo llegar a Colo Colo en vez de Héctor Tapia, pero finalmente terminó dirigiendo a Curicó. ¿Está conforme?
-Sí, estoy tranquilo, porque el equipo ha interpretado lo que yo quiero. Me gusta cómo juega. Tuve la opción de ir a Colo Colo y en el club eligieron a otro entrenador. Pero cuando me ofrecieron la posibilidad de Curicó, no lo pensé dos veces. Veía que el equipo tenía buena capacidad técnica y jugaba bien al fútbol. Vinimos a ratificar un poco lo que habían hecho en el semestre pasado y pudimos mejorarlo.

0 Comentarios

Normas Mostrar