La Roja

La gran oportunidad de Morales

El colocolino fue el elegido para formar la dupla de ataque con Vargas ante Brasil. ¿Qué puede aportar? ¿Se complementa con el goleador de Chile?

0

Que de vez en cuando el fútbol sorprende con giros inesperados no hay ninguna duda. El caso de Iván Morales es una muestra fehaciente: en meses, pasó de poner en riesgo su carrera, por algunos episodios dentro y fuera de la cancha, a convertirse en la esperanza en ataque para la Roja en el momento más crucial de las Eliminatorias.

El ariete, de gran año en Colo Colo, es el escogido como el acompañante de Eduardo Vargas ante Brasil. De no estar convocado en las Eliminatorias, llegó a ocupar un lugar en la oncena, que se quedó sin Alexis Sánchez ni Ben Brereton cuando más los necesitaba Martín Lasarte.

Aporte individual

A primera vista, no resulta antojadiza la decisión del DT uruguayo de incluir a Morales junto a Vargas. Nunca antes, ni siquiera cuando irrumpió en el profesionalismo, al colocolino se le vio con tanta autoconfianza, condición psicológica que es clave para afrontar la triple fecha de Eliminatorias. De cómo le vaya ahora a Chile, va a depender si la escuadra nacional estará o no en el Mundial de Qatar.

En la futbolístico, Morales se encuentra emparentado con Brereton, aunque claramente el colocolino posee una mayor velocidad de aceleración con el balón. El hombre del Cacique es un ariete con mucha movilidad (como Brereton), que no restringe su rango de acción solo al eje de la ofensiva. Más que descender para entrar en juego, suele aparecer por las puntas con el fin de reciepcionar libre de marca e intervenir en la gestión de ataque.

Por el centro, si bien recibe el balón y lo protege adecuadamente, su poder está en las desmarcaciones profundas, a las espaldas de los defensas. Morales entrega una cuota de verticalidad que toda línea de ataque con buen funcionamiento precisa permanentemente. Esto, unido al recorrido transversal que realiza por el frente ofensivo, puede ser un aporte interesante en la tarea de sorprender a la defensa de Brasil.

Dupla con Vargas

Lo dijo Lasarte y la imagen que transmite Vargas refrenda también la apreciación del DT, el delantero del Atlético Mineiro parece hoy ser otro jugador. Brilló en al paso de los brasileños a semifinales de la Copa Libertadores y la expectativa es importante respecto de que pueda trasladar a la Roja el buen momento que vive fuera del país, instancia en la que probablemente convivirá con Morales.

Por lo tanto, el desafío del colocolino no solo será mantener su buen nivel individual en la Selección, sino que también complementarse adecuadamente con Vargas. A priori y desde el punto de vista táctico, no debería tener grandes complicaciones, ya que ambos delanteros poseen rasgos de perfil articulables.

En la Roja, Vargas ocupa el eje del ataque y sus acciones de movilidad no suelen trascender la zona del frontis del área penal. Por lo mismo, precisa de un acompañante que accione como segunda punta, lo que encaja con los atributos de Morales. El albo necesita estar en actividad, no entregarse a la marca rival, ocupar lo espacios libres y aparecer por sorpresa. En el fondo, por momentos, jugar para el otro '9' y esto le puede ser muy útil a Vargas.